Juventud, divino tesoro, ¡ya te vas para no volver! Cuando quiero llorar, no lloro… y a veces lloro sin querer…“, decía el poeta Rubén Darío, y cantaba el gran Paco Ibáñez. Todos los viejos fuimos jóvenes, y todos los jóvenes serán viejos. Ley de vida. Pero es inevitable mirar hacia atrás con nostalgia, y con algo de ingenuidad o prepotencia pensando que nada fue mejor que aquello. O también, como hacen Albert Monteys y Manel Fontdevila, se puede ver nuestra juventud con ironía y mucho sentido del humor.

Hace 25 años, Albert Monteys y Manel Fontdevila llegaron a la revista El Jueves con muchas ganas de trabajar pero sobre todo con mucha juventud. Fruto de aquellas dos circunstancias nació ¡Para ti, que eres joven!, la que terminaría convirtiéndose en la serie más leída y más favorita de la revista, un glosario de usos y costumbres de la juventud que dio paso a todo un catálogo de usos y costumbres de la sociedad.

La juventud es un estado de ánimo que no siempre casa con la edad, dicen.

Confieso que, en los años noventa, lo primero que buscaba cuando abría las páginas de la revista “El Jueves” era la sección “¡Para ti, que eres joven!” de Albert Monteys y Manel Fontdevila. Después tocaba “La Parejita“, “¡Dios Mío!“, “Tato“, “Clara de noche“, “Makinavaja“, “Historias de la Puta Mili“,… y tantas otras secciones míticas de la revista satírica que se publicaba los miércoles. Pero “¡Para ti, que eres joven!” era distinta. Para mi joven yo era una bofetada de realidad, un desternillante compendio de saber y lucidez que aportaba conocimiento sobre algunos de los aspectos más complicados de la vida para jóvenes que ya no éramos tan jóvenes. Era un rato de risas garantizadas por parte de unos artistas que utilizaban la sátira más fina y, en ocasiones, la más burda y pasada de rosca. Según convenía. “La sátira es el arma más eficaz contra los mandamases. El poder no soporta el humor porque la risa nos libera del miedo y nos permite decirle al emperador que va desnudo (y, encima, que la tiene pequeña)“, siguen dicendo en “El Jueves“. Quizás bajo los pies de RBA se han moderado un poco, pero siguen siendo mordaces.

Desde 1997 hasta 2014 Albert Monteys y Manel Fontdevila iluminaron mi vida, y la de tantos otros, con una sonrisa. Durante diecisiete años, semana tras semana, nos ofrecieron dos páginas en blanco y negro a cuatro manos, con un montón de pequeñas viñetas desternillantes repletas de una visión tan realista, casi antropológica, como divertida de los usos y las costumbres de los jóvenes de antaño. Una guía de supervivencia para aquellos que nos creíamos jóvenes y nos engañábamos a nosotros mismos intentando parecerlo. “Un glosario de usos y costumbres de la juventud que dio paso a todo un catálogo de usos y costumbres de la sociedad“, era “¡Para ti, que eres joven!“. Y veinticinco años después han regresado con un título ligeramente modificado, para no engañar a nadie: “¡Para ti, que eras joven!“.

Albert Monteys y Manel Fontdevila fueron directores de la revista “El Jueves” (el primero entre 2000 y 2004 y el segundo desde el 2006 hasta 2011), antes de su renuncia a causa de la polémica portada censurada por el delito de injurias al Principe gracias a aquella página con Felipe y Letizia en pleno coito (¿o fue quizás por la polémica portada sobre la sucesión al trono real, con la corona y la mierda?). Los dos son hoy en día destacados autores de cómic y viven lejos de la revista que les dio fama. Albert es uno de los creadores más heterogéneos del panorama actual del cómic nacional, un autor que se ha curtido en formatos cortos y el humor costumbrista durante años pero que es capaz de abordar cualquier tipo de temática, desde la política hasta la ciencia-ficción, siempre con su particular tono satírico (“¡Universo!“, “Carlitos Fax“, “Matadero 5“,…). Manel, por su lado, es uno de los humoristas gráficos más relevantes del panorama español y en los últimos años se ha destacado sobretodo por las tiras gráficas en periódicos como “Ara“, “Público” o el digital “ElDiario.es“, diseccionando la realidad con precisión mediante viñetas punzantes, con las que se ha ganado el respeto de público y crítica. Ambos son brillantes.

De la mano del sello ¡Caramba Cómics! de Astiberri Ediciones “¡Para ti, que eres joven!” ha regresado con un libro de 200 páginas que contiene una selección de muchas de sus mejores entregas de ataño. Una antología de historias de humor de la serie que habla de Mudanzas, Adicciones, Youtube, el Paro, Cultura, Excursionismo, Puntualidad, Vecinos, Parques Temáticos,… y cualquier cosa que os podáis imaginar. Nada escapaba al ojo clínico de Albert Monteys y Manel Fontdevila. Es, por lo tanto, una recopilación de muchas de las mejores entregas de la sección de “El Jueves” entre 1997 y 2014, pero no incluye material nuevo. Bueno, añaden nuevas páginas dibujadas para la ocasión en las que desglosan en su habitual tono jocoso el origen, el método de trabajo y algunas anécdotas de “¡Para ti, que eres joven!“, pero no nuevas entregas de su mítica sección. Lástima.

¡Para ti, que eras joven!
Autores: Albert Monteys y Manel Fontdevila
ISBN: 978-84-18909-97-9
Formato: 22×29,7 cm. Cartoné. Color
Páginas: 200
Precio: 32,00 euros