Con “Un pequeño favor” hemos llegado a la décima entrega de la saga de Harry Dresden, al número cincuenta de la Colección Ventana Abierta, y a una nueva, y esperada, dosis de adrenaliticas aventuras que se devora con ansía y que nos deja, otra vez, deseando poner las manos en el siguiente libro (titulado “Turn coat“).

 

"Un pequeño favor" (Jim Butcher, La Factoría de Ideas)UN PEQUEÑO FAVOR
Jim Butcher
Titulo original: Small Favor
Autor: Jim Butcher
Traducción: David Luque Cantos
Formato: 23 x 15 cm
Encuadernación: Rústica con solapas
Páginas: 352
PVP: 20,95 €

Harry Dresden está pletórico: en un año, no ha sufrido ninguna tentativa de asesinato. El mayor problema que ha tenido últimamente ha sido lidiar con la torpeza patológica de su nueva aprendiz, así que el futuro parece halagüeño. Por desgracia, el pasado no es, ni de lejos, tan benévolo.

Una vieja deuda lo ata a Mab, monarca de las hadas de la Corte de Invierno y reina del Aire y la Oscuridad. Harry le debe aún dos favores y el momento de saldar cuentas ha llegado.

Aparentemente, se trata solo de resolver una menudencia, pero no puede negarse. Acabará atrapado entre un enemigo espeluznante y un aliado mortífero, obligándolo a medir sus lealtades y probar los límites de su destreza. Vaya sorpresa.

Cada uno de los libros de Harry Dresden sigue la misma receta: se presenta un problema que se acabará complicando hasta extremos inimaginables mientras Harry intenta salir con vida y de una pieza. Aquí las cosas empiezan ya con fuerza, y es que una inocente guerra de bolas de nieve desemboca en un ataque de miembros de la Corte del Verano  y, posteriormente, en la solicitud de “un pequeño favor” a Mab, la reina de la Corte del Invierno. Si a esto le añadimos que alguien ha secuestrado a Carmone, un gángster de Chicago con el que Harry tiene cierta relación, y que los denarios han regresado a la ciudad… os podéis imaginar que nuestro mago irá de un lado al otro de la ciudad como una pelota de tenis literalmente, y es que este es uno de los libros donde Harry recibe más palos.

La verdad es que no sé qué más deciros para convenceros de que le deis una oportunidad a esta serie. Quizás podría añadir que he leído el libro en apenas 7 horas (es lo que me sucede con esta saga y con las de space opera militar también de La Factoría), que cada día me parece más lógica la evolución de Harry Dresden (y más odiosas las comparaciones, que aún colean, con Harry Potter) y que Jim Butcher tiene un espíritu sádico por cómo tortura al pobre mago. Me encantan, por cierto, las referencias frikies que suelen aparecer en todos los libros (especialmente las de Star Wars o superhéroes) son un extra, así como todo aquello sobre la vida sexual (ausencia más bien) de Harry.

Por cierto, habría que felicitar a La Factoría de Ideas por publicar 10 libros de la misma saga (es uno de los títulos más veteranos, en cuanto a número, de la editorial) así como por alcanzar los 50 números de la Colección Ventana Abierta, una colección en la que han aparecido títulos muy interesantes y a la que algún día deberíamos dedicarle un artículo.

En definitiva, un libro más y sigo total y absolutamente enganchado, me parece una tortura tener que esperar varios meses para leer el siguiente libro y a veces pienso que tal vez podría intentar leerlos en inglés… hay cuatro libros pendientes de publicar en español… jo, tengo mono…