La editorial Aftershock Comics nos viene regalando una serie de títulos a cada cual más interesantes y A Walk Through Hell, de Garth Ennis y Goran Sudzuka, es uno de esos títulos inclasificables y recomendables.

A Walk Through Hell 1
A Walk Through Hell # 1-5 (título original)
Guión: Garth Ennis
Dibujo y tinta: Goran Sudzuka
Colorista: Ive Svorcina
Traductor: Ignacio Bentz
Número de páginas: 136
Precio: 14,95 €

Los agentes especiales Shaw y McGregor se encargan actualmente de los casos de rutina, que es tal como le gustan las cosas a Shaw. Se acerca a los 40 y, quemada profesionalmente, los espantosos recuerdos de su última investigación siguen acechándole en las sombras. McGregor es más joven, más comprometido con el trabajo, aferrado a cierta clase de idealismo contra cualquier cosa con la que el mundo pueda salpicarle.

Cuando dos de sus compañeros agentes desaparecen dentro de un almacén en Long Beach, Shaw y McGregor son los elegidos para investigar. Pero lo que encuentran allí esperando está lejos de ser rutinario, algo que, para su desgracia, ya ha descubierto la policía local. Antes de que pase la noche, nuestros héroes se toparán con terrores que superan con mucho sus más espantosas pesadillas… en un lugar en el que puede que nunca más llegue a clarear el día.

Garth Ennis es un escritor que odia el género de los superhéroes y que por primera vez está teniendo una adaptación a la pequeña pantalla de su trabajo en la más que recomendable The Boys (serie de Amazon Prime Video que le da un giro de tuerca extra al género) está cosechando el éxito que siempre han merecido la mayoría de guiones de Ennis (excepto cuando se pasa de la ralla). Sin embargo estos primeros 5 números de A Walk Through Hell me han sorprendido, y es que uno podría pensar que en realidad el que firma este cómic se llama Warren Ellis, porque la temática parece más propia del segundo que del primero.

A Walk Through Hell nos habla sobre una pareja de detectives del FBI, los agentes especiales Shaw y McGregor, que acuden a un aviso en un almacén de Long Beach para descubrir, al entrar en él, que los compañeros que los precedieron están atrapados en un infierno y que ahora ellos son el siguiente plato del menú. Entre medias, por medio de flashbacks, vamos viendo por qué podrían haber sido condenados a este infierno en vida.

Como decía, no es habitual que Garth Ennis trabaje en este tipo de guiones aunque sí que toque temas celestiales, e infernales, como ya hizo en Preacher o en Hellblazer, pero se aleja muchísimo de casi todas sus obras anteriores al renunciar al humor, como ofrecía The Boys, y es algo extraño porque suele disfrutar dejando un poso de humor negro en sus guiones. Aún así su trabajo en os agentes especiales A Walk Through Hell intriga, y mucho, por lo que estoy deseando leer el segundo, y definitivo al parecer, volumen.

En cuanto al dibujo, Ennis lleva años echando de menos a Steve Dillon, pero el trabajo de Goran Sudžuka (Y: The Last Man, Hellblazer) nos lo recuerda poderosamente, especialmente por la expresividad de sus personajes y por esos primeros planos, que tanto nos dicen.

En cuanto a la edición de Planeta Cómic es impecable excepto por mi crítica habitual: no hay artículos o textos extra aparte de una mini biografía de los autores. Por cierto, muy buena esa publicidad de NoSoloRol de Cultos Innombrables, te prepara bien para A Walk Through Hell.

En definitiva, A Walk Through Hell no es un plato para todos los gustos, sorprende durante gran parte de su recorrido con un Ennis que nos lleva cómo y por dónde él quiere para enfrentarnos al misterio de qué se esconde en el almacén de Long Beach. Estando a mitad de la historia os puedo garantizar que, por el momento, el viaje es más que satisfactorio.