Todo el mundo conoce la película de «El Cuervo» trágicamente protagonizada por Brandon Lee, pero ¿y al personaje creado por James O’Barr? De él sabemos poco, incluso algunos se sorprenderán al comenzar a leer este volumen y no «encontrarlo», pero gracias a Yermo Ediciones podemos descubrir algo más acerca de «The Crow» en su nueva etapa en IDW Publishing. Y, creedme, el viaje merece la pena.

 

The Crow: Curare y La Piel del Lobo
Guión: James O’Barr
Dibujo: Antoine Dodé y Jim Barry
Encuadernación: Rústica
Tamaño: 16,8×25,7 cm
Págs: 160
ISBN: 978-84-941742-6-1
15,00 €

Un campo de concentración. Una colina en las afueras de Los Ángeles. Una niña muerta. Un crimen contra la humanidad. Un general nazi. Un pederasta. Un judío superviviente. Un policía retirado… Y un cuervo.

Lo cierto es que no recuerdo si había leído algún comic de The Crow anteriormente, tal vez cuando apareció la película, allá por 1994 leyese la novela gráfica o alguna otra miniserie, pero por aquél entonces Internet no era lo que es ahora, así que creo que lo recordaría más intensamente de lo que lo recuerdo. Es más, recordaría algo que no fuese la película protagonizada por el añorado Brandon Lee.

Así que esta edición de Yermo es, muy posiblemente, el primer tebeo de The Crow que llega a mis manos, la creación de James O’Barr resulta, para mi sorpresa, mucho más grande de lo que la película nos dejó ver. Sí, todos recordamos a Brandon Lee muriendo y maquillándose como una tétrica mezcla entre mimo y gótico, listo para impartir venganza contra aquellos que lo asesinaron a él y a su prometida. Una historia brutal que nos impactó a muchos y que, por desgracia, también hizo que tuviésemos determinadas ideas sobre cómo sería The Crow, sobre cómo debería serlo. James O’Barr cambia todo eso en Curare, al demostrar que puede sorprendernos dejando, parcialmente de lado, la mitología que asociamos al “personaje”.

Pero quizás estemos yendo muy deprisa, para comprender la esencia de The Crow hay que comprender lo que llevó al autor a crearlo, y, por desgracia, la causa primera no fue otra sino la tragedia de que en 1978 su prometida fuese asesinada por un conductor borracho. Esto le llevó a alistarse en los marines donde comenzó a trabajar dibujando manuales para, años después (1989), comenzar a publicar las primeras historias del personaje a modo de catarsis. Desde entonces The Crow ha pasado por no menos de diez editoriales hasta llegar a IDW Publishing donde publicaría La piel del lobo (2012) y Curare (2013).

The Crow, como podréis comprender, trata, entre otros muchos temas, de la pérdida de los seres queridos y de la venganza, como bien pudimos ver en las películas. Puede que no os parezca que se le pueden dar vueltas al tema, que no se puede ofrecer mucho más una vez salvado el tema de la venganza, ¿verdad? Bueno, entonces os recomiendo que le echéis un buen vistazo a Curare, una mini-serie de tres números que os dejará con la boca abierta y un mal rollito en el cuerpo que no se os quitará fácilmente. Negar que el guión es impresionante sería ridículo, al igual que lo sería no reconocerle a Antoine Dodé que su trabajo, tan expresivo, hace que te involucres sentimentalmente en la historia, puede que no estemos ante el dibujo más preciosista del mundo (no lo es) pero sabe cómo tocarte la fibra sensible, acompaña a la perfección una historia cruel pero que no por ello pierde la capacidad de encontrar el camino para el perdón. Sinceramente, lo mejor del tomo.

Y es que si Curare me ha conquistado no sucede lo mismo con La piel del lobo, una historia muy en la línea de la película de Tarantino Malditos bastardos donde lo importante no es tanto la historia como el derroche de violencia que lleva a los protagonistas a masacrar a todo nazi que aparezca en la cinta. Lo mismo sucede aquí, aunque la localización en la que se moverá la acción será aún más tétrica: un campo de concentración nazi en plena II Guerra Mundial, con lo que sólo tienes que resucitar a uno de los millones de judíos asesinados y dejar que este campe a sus anchas. La sangre corre y, poco a poco, conocemos el porqué de esta sed de venganza… que quedará tan sólo parcialmente satisfecha.

El trabajo de Jim Barry, en contraprestación al de Antoine Dodé, no es tan efectivo, es contundente, expresivo en el aspecto violento del tebeo y con muchas semejanzas al estilo de Steve Dillon, aunque sin alcanzar su calidad. No es un mal dibujo, pero hubiese preferido, quizás, ver de nuevo a Dodé.

Considero que, visto en conjunto, el tomo es desigual, principalmente porque Curare es una auténtica maravilla y porque La piel del lobo me recuerda más a esas historias macarras de Garth Ennis, con fondo, sí, pero con demasiada sangre y violencia superficial tapando lo que podría haber sido una historia mayor. Pero en conjunto, bueno, estamos ante dos historias de diferente corte, pero que os llegarán.

En cuanto a la edición de Yermo, debo reconocer que es impecable en lo físico (la calidad del papel es de lo mejorcito que he visto) pero que se echa en falta algún artículo que nos hable del personaje, de los autores o de la nueva etapa que vive dentro de IDW Publishing. Aun asi es una muy buena edicion y el precio es correcto, sólo falta esperar la respuesta del público para saber si Yermo Ediciones se animará a publicar más material de The Crow en IDW, ya sea la recuperación de material a través de los tomos de The Crow: Midnight Legends o con material nuevo como Dead Time, Death and Rebirth o Pestilence.

En definitiva, estamos ante una buenísima historia detectivesca impregnada de venganza, Curare, y ante una entretenida y algo macarra historia, La Piel del Lobo. Dos estilos distintos pero que han conseguido que vuelva a despertar en mi el interés por el personaje de James O’Barr, esperemos que visite nuevamente, y pronto, nuestras librerías.

Entradas relacionadas
«El amanecer de las sombras» (Varios autores, Nuevo Nueve)

Mi hija María, de siete años, va a clases de ballet. Dos días a la semana, desde septiembre hasta junio, Read more

«The Phantom. El hombre enmascarado (1936-1937): La hermandad de los Singh» (Lee Falk y Ray Moore, Dolmen Editorial)

El último tomo de "The Phantom" publicado por Dolmen Editorial nos remonta a sus primeras tiras aparecidas en la prensa Read more

«Batman: Caballero Blanco» (Sean Murphy, ECC Cómics)

Tenía pendiente leer "Batman: Caballero Blanco" desde hace tiempo. Había leído maravillas sobre el trabajo de Sean Murphy y, sinceramente, Read more