linea_separadora

El guionista y dibujante valenciano Víctor Santos, el genio detrás de «Polar«, es uno de los autores de cómic de nuestro país más prolíficos y galardonados (en sus estanterías lucen hasta seis premios del Salón Internacional de Barcelona), con presencia en el mercado nacional e internacional, y es responsable de obras sobresalientes de géneros diferentes como «Los Reyes Elfos«, «Rashomon«, «Violent Love«, «Bad Girls» o «Furious«, y ha colaborado con autores de tanto prestigio como Brian Azarello en «Asquerosamente rica», Miles Gunter en «Zombee», Eric Powell en «Godzilla: Kingdom of Monsters» o Michael Avon Oeming en «The Mice Templar».

«Polar» nació como cómic online que publicaba dos páginas, mínimo, a la semana y daba continuidad a un personaje, un asesino a sueldo internacional, que ya había protagonizado la novela gráfica «Black Kaiser«. El autor, allá por 2012, presentó «Polar» a los lectores explicando que la historia utilizaba un estilo minimalistico y directo, sin palabras, sencillo de dibujar, sencillo de ver, fácil de comprender, inspirado en películas como «El silencio de un hombre«, «Tokyo Drifter» o «A quemarropa«, y novelas como «Shibumi«, «El asesino dentro de mí» o «La Sanción Eiger«, y que era, también, un tributo a artistas como Jim Steranko, Alberto Breccia, Alex Toth y Frank Miller. En resumen, era una válvula de escape y también un banco de pruebas en algunos de los temas que más interesaban al autor, sobre todo narrativos y de composición de página, que sorprendieron a los lectores y a la crítica de forma muy positiva, y que acabó pasando del webcómic al papel.

Sus cuatro entregas o temporadas («Surgido del frío«, «Ojo por ojo«, «Sin piedad para la Hermana María» y «La caída del Káiser«) han sido publicadas también en Estados Unidos, y en 2014, la serie le valió una candidatura al prestigioso Premio Harvey así como una adaptación cinematográfica bastante mediocre, de la mano de Netflix, dirigida por Jonas Akerlund y protagonizada por Mads Mikkelsen y Vanessa Hudgens. La película adapta el primer tomo de la serie, de manera que podría llegar alguna secuela.

La primera temporada, «Polar: Surgido del frío«, contaba como unos sicarios intentan asesinar a Black Káiser, el asesino más letal del mundo. Alguien quiere su cabeza, pero el veterano asesino se encuentra de vuelta en el juego contra su voluntad, enfrentándose con un ejército de asesinos más jóvenes, más rápidos y despiadados de la Iniciativa Damócles, que no se detendrán ante nada.
La segunda, «Polar: Ojo por ojo«, nos presenta a Christy White que ansía vengarse de quienes la dieron por muerta y la abandonaron en aguas del ártico con un balazo en la cabeza. Tras renacer en el hielo, el fuego que arde en su interior podría quemar el mundo entero.
La tercera, «Polar: Sin piedad para la Hermana María«, nos explica como una mujer se esconde en un convento europeo. Es la esposa de un capo de la mafia, que se convierte en el centro de atención del FBI y también de los bajos fondos que acaban confluyendo en el convento para reclamarla como premio, convirtiendo así ese terreno sagrado en un campo de batalla.
La cuarta y última, «Polar: La caída del Káiser«, sirve de despedida y cierre del personaje. Black Káiser vuelve a la lucha cuándo una de las bandas más despiadadas de la ciudad cruza una línea que nunca debió cruzar, y Káiser no tiene ninguna intención de renunciar a su estatus de mito sin pelear.
También hay un «Polar 0«, que es la reedición del material que hice de la primera novela gráfica del personaje, pero que el autor ha redibujado y retocado para que se adapte al estilo de los otros tomos publicados.

linea_separadora