La Dragonlance es una de esas sagas de fantasía que han pasado a la historia para los fans, a pocos meses del estreno de la película de animación, Norma nos ofrece la adaptación en comic de la saga.

No se puede mostrar la imagen “https://www.via-news.es/images/stories/comic/dragonlance1.jpg” porque contiene errores.“Dragonlance chronicles” volumen 01

****
DRAGONLANCE CHRONICLES 1.
EL RETORNO DE LOS DRAGONES
NORMA EDITORIAL
(Col. Alquimia 5)
Andrew Dabb – Steve Kurth
Bimestral (1 de 4)
Formato: Prestigio
17 x 26 cm 96 pág.
Color
PVP: 9,75

Uno de los grandes problemas a la hora de adaptar novelas a cualquier otro medio de expresión artístico es que resulta muy complicado (por no decir imposible) estar a la altura de lo que las palabras provocan en nuestra imaginación. Mucho más lo es cuando hablamos del género fantástico porque por definición algo fantástico no es real y se crea en nuestra mente.

Si fue difícil adaptar “El señor de los anillos” al cine pese a contar con, probablemente el mejor director y equipo posibles, se me antoja mucho más complicado adaptar al cómic una serie como la de las Crónicas de la dragonlance, sobretodo porque traicionará sea como fuere a la imaginación de todos los que hayan leído la saga, que se contarán por cientos de miles. Hay que tener en cuenta que el cine sí permite ahondar en el detalle gracias a la sucesión de imágenes por segundo, pero un cómic queda limitado por lo que puede contarse en unos cientos de viñetas y por muy bien hecho que esté siempre va a ser inferior a la novela. Partamos de esta base y valoremos el comienzo de esta saga según ello.

Particularmente el primer volumen de Dragonlance Chronicles que ha publicado Norma Editorial con dibujos de Steve Kurth y guión de Andrew Dabb me parece digno, aunque estoy de acuerdo en que era mejorable. Está por debajo de mi imaginación pero lo encuentro aceptable, no me defrauda (tampoco soy un devorador de cómics y en esto sólo hablo como un mero curioso que ha leído la novela en que se basa “El retorno de los dragones” y ahora también este ejemplar).

Entiendo que el dibujo y la línea argumental respetan al máximo la imaginería que pensaron para la novela Margaret Weis y Tracy Hickman, entiendo que los personajes, al ser roles están bien definidos y se corresponden con lo que esperamos de ellos y que la historia avanza a lo largo de las casi cien páginas de forma correcta, pero es imposible sustituir algo que en su día imaginamos por algo que ahora vemos y no se ha logrado superarlo en esta adaptación por muy cerca que se haya quedado.

Es una lectura obligada para quien esté interesado en el género y para comprobar cómo se h trabajado la adaptación, pero nunca recomendaría que se leyera antes que la novela. Su único sentido es como lectura complementaria y sólo por eso (y siempre en mi opinión de no entendido) este cómic es un cómic inferior al propio material en que se basa