Visto el primer nuevo capítulo de Juego de Tronos sólo puedo decir que la serie de HBO regresa con muchísima fuerza y con un opening que os hará dar palmadas con las orejas demuestra que David Benioff y D.B. Weiss han decidido no dar tregua desde el primer minuto. Pero como es imposible hablar de Juego de Tronos sin spoilers ya os aviso que esta breve reseña TIENE spoilers.

Por fin. La Boda Roja ha sido vengada con el Brindis Rojo, en una secuencia de apenas 3 minutos los Stark se toman cumplida venganza contra los Frey por el convite de la Boda Roja y aquello de quién paga la cena lo resuelve Arya Stark con una magistral actuación de David Bradley (Walder Frey) en la que los fans obtenemos la escena que llevábamos esperando desde el final de la tercera temporada. El Norte recuerda.

“Juego de Tronos 7x01: Rocadragón” (HBO, 2017)

Después ya David Benioff y D.B. Weiss bajan un poco el ritmo y posicionan a los jugadores sobre el tablero. Así tenemos a Jon Snow en el Norte, intentando hacerse cargo y preparar la defensa con el Rey de la Noche mientras Sansa no sabe por dónde le da el viento (ni del Norte ni del Sur), Meñique sólo sabe poner caras y va camino de ser un nuevo Lord Friendezone al más puro estilo Mormont (del que también sabremos su destino hacia el final del episodio).

“Juego de Tronos 7x01: Rocadragón” (HBO, 2017)

Cersei Lannister nos sirve para hacer un resumen a modo Risk de cómo están las tropas y qué problemillas afronta en sus primeros días de reinado. Pista: no pinta bien para los Lannister por mucho que se empeñen en asociarse con los Hombres del Hierro (y mi teoría que es que Cersei y Jamie se casan aunque sea justo antes de que los maten, más avanzada la trama, pero se casan seguro).

Mientras tanto el Rey de la Noche está de marcha con su ejército y gracias a la Hermandad, y al Perro, sabemos por dónde van a asaltar el Muro (¿futuro? ¿presente?), está por ver si el descubrimiento de Sam llegará a tiempo a oídos de Jon Snow. Que deberá hablar con la nueva propietaria de RocaDragón para negociar por ese vidriagón: “si a ti te sobra, véndemelo barata, paya”.

“Juego de Tronos 7x01: Rocadragón” (HBO, 2017)

Brandom Stark ha decidido regresar al Muro (por aquello de que sino los zombis le ponían complicadas las vacaciones) y poco más se sabe de él.

Para acabar el episodio tenemos a Daenerys Targaryen que llega a RocaDragón y la okupa (sin resistencia de… nadie) para comenzar una invasión a los Siete Reinos que tiene pinta de ocupar toda la séptima temporada… o hasta que el Rey de la Noche obligue a todos los vivos a unirse.

NOTA: también hacen aparición Ed Sheeran y sus alegres Lannister que, aunque no lo sepan, salvan la vida tras compartir el pan con Arya Stark que les comenta que va a Desembarco del Rey a matar a la reina… y todos rien al considerarlo una broma, aunque visto cómo ha tratado Arya a los Frey…

En definitiva, Juego de Tronos ha regresado con fuerza, con un poderoso inicio de hecho que eleva las expectativas del espectador y que no acaba de volver a brillar al mismo nivel en los otros 55 minutos. Aún así no te preocupes, el Invierno ya está aquí… y va a correr la sangre.