DC Comics no deja de publicar crossovers y grandes eventos y yo ando algo perdido sobre cuál es esencial leer y cuál va aparte de la continuidad. «El Fin del Mañana» es un cross-over situado cinco años en el futuro y los héroes no saben a lo que se enfrentan ni el daño que van a sufrir todos y cada uno de ellos.

el_fin_del_manana-1El Fin del Mañana 1 a 11
Edición original: The New 52: Futures End núms. 1 a 4 USA, The New 52: Futures End FCBD Special Edition USA
Guión: Dan Jurgens, Brian Azzarello, Keith Giffen, Jeff Lemire
Dibujo: Aaron Lopestri, Ethan Van Sciver, Patrick Zircher, Dan Jurgens, Jesús Merino, Scott Eaton, Georges Jeanty, Tom Raney, Stephen Thompson, Andy MacDonald
Tinta: Art Thibert, Dan Green, Mark Irwin
Color: Hi-Fi
Formato: Libro rústica, 112 págs. A color.
11,5€

Desde que el Coleccionista de Mundos atacara Metropolis y la invasión de Darkseid provocara la fundación de la Liga de la Justicia, los campeones de la Tierra han tenido que hacer frente a numerosas amenazas. Pero ahora, cuatro décadas después, nuestro mundo ha sucumbido a la peor de todas ellas: un siniestro satélite llamado Hermano Ojo. Y mientras los fatales acontecimientos se suceden, debemos preguntarnos cómo empezó todo, quién lo provocó y, sobre todo, si habrá alguien capaz de ponerle remedio.

el_fin_del_manana_2_corEn DC Cómics parece que el New 52 no les ha sentado del todo bien, sí, es cierto que ha dado pie a algunas impresionantes historias, pero también se ha elevado tanto el nivel de cross-overs con impactantes consecuencias que por el camino se han ido olvidando, poco a poco, de sus personajes. Lo curioso es que El Fin del Mañana comienza con uno de esos personajes “olvidados” a los que se a un protagonismo inusual. Hablamos de Batman Beyond, un enviado del futuro para evitar que la Tierra se convierta en un erial en manos del Hermano Ojo que ha asimilado la mayoría de la población del planeta y la ha convertido en ciborgs que dependen de su mandato. Por desgracia su salto al pasado lo lleva a Tierra 1, la “oficial”, pero cinco años en el futuro. Un futuro en el que los refugiados de Tierra 2 llegaron a Tierra 1 perseguidos por las tropas de Darkseid, a lo que siguió una guerra contra los parademonios que arrasó parte del planeta y causó innumerables bajas y muertes incluso entre la comunidad superheroica. Cinco años después la llegada de Terry McGinnis parece, una vez más, que pueda acabar siendo la causante de que el Hermano Ojo desarrolle antes de tiempo su personalidad psicótica.

Por otra parte tenemos al monstruo de Frankenstein, libre de S.H.A.D.E., que se verá involucrado de nuevo con la organización del Padre mientras descubren que Stormwatch ha sido asesinada por un misterioso ser que resultará ser el propio Brainiac, pero no cualquier Brainiac, el hipervitaminado hasta un nivel de Dios.

el_fin_del_manana_6Por si fuera poco tenemos a Firestorm, que vive una crisis personal por los sucesos acaecidos durante la guerra contra los parademonios de Darkseid, decide que no habrá más Firestorm tras ver cómo su retraso en ayudar a Green Arrow desemboca en la muerte de éste.

Y también está Grifter, embarcado en su cruzada de asesinar a todo daemonita con el que se cruce, aunque eso le lleve a acabar en manos de Cadmus y del equipo formado por Deathstroke y Fifty Sue (personaje de lo más interesante y divertido) donde la locura es norma con rango de ley.

O un Mr Terrific con un ego elevado a la máxima expresión decidido a “regalar” a la Humanidad, a un precio “justo”, sus esferas U y que está, sin saberlo, a punto de cometer dos graves errores: facilitar la creación de Hermano Ojo… e invocar a Brainiac. Casi nada, vamos…

Aparte de estas líneas argumentales hay muchos otros personajes que se involucran en la historia, el propio Red Robin, Tim Drake, quien dejó el manto tras asistir al asesinato de los Jóvenes Titanes en la guerra y que ahora sólo busca estar en paz con su novia. O la familia Queen que busca venganza y el rescate de los héroes de Tierra 2 del laboratorio de Cadmus, etc

el_fin_del_manana_8Vamos, que la epopeya que nos cuentan Dan Jurgens, Brian Azzarello, Keith Giffen y Jeff Lemire es tan colosal que hacen falta once tomitos “de nada” para tirar de los hilos de cada personaje, mostrar sus reacciones, enrevesar aún más los hilos, hacer que la amenaza de Hermano Ojo sea aún mayor, contradecirse a sí mismos (si Hermano Ojo se une a Brainiac en el pasado… ¿por qué no tiene efectos en el futuro?), ofrecernos batallas espectaculares, personajes fuera de encuadre (casi todos, de hecho, lo sucedido en la guerra fue tan “grave” que prácticamente ninguno quedó intacto) y muchas, muchas sorpresas a lo largo de 1.200 páginas de historia, tantas que resumirlas aquí sería ciertamente complicado. Pero la épica, esas muertes y sacrificios, esos personajes que actúan como héroes en el trágico final, esos que regresan por sorpresa… es espectacular.

Aunque también es cierto que Dan Jurgens, Brian Azzarello, Keith Giffen y Jeff Lemire podrían haber facilitado un poquito más el desarrollo de la historia de El Fin del Mañana o, al menos, ponernos un poco más en canción de las consecuencias de la guerra, y es que en ocasiones la cantidad de personajes aparecidos es tanta que uno se sorprende preguntándose si se habrá perdido algo (pues claro, DC quería hacer aún más caja y dedicó un mes a cruzar El Fin del Mañana con sus seres regulares, seguramente las respuestas que echo en falta estén allí) o es que Constantine está moviendo más hilos de los que parece.

el_fin_del_manana_11En el apartado del dibujo, una vez más, DC Cómics demuestra que es capaz de utilizar una gran plantilla de dibujantes para que cada entrega, semanal, de El Fin del Mañana llegase puntualmente a la cita: Aaron Lopestri, Ethan Van Sciver, Patrick Zircher, Dan Jurgens, Jesús Merino, Scott Eaton, Georges Jeanty, Tom Raney, Stephen Thompson y Andy MacDonald, un listado de hasta diez dibujantes participan en el desarrollo gráfico de El Fin del Mañana y la verdad es que el resultado final, aunque con altibajos, no está nada mal.

En cuanto a ECC, su edición está muy bien, sigo echando en falta que se publiquen textos de apoyo específicos en cada volumen, que se intente buscar la complicidad con el lector de El Fin del Mañana y que no se incluyan textos genéricos de esos que parece que se publican en un tomo por sorteo o por necesidad de colocar un texto ahí, sin importar si es el adecuado. Puede que sea un poco pesado, pero creo que aportarían mucho valor a sus ediciones y que, seguramente, sea la guinda que les falta en ocasiones.

Llegados al final de la reseña de la saga de El Fin del Mañana tengo que reconocer  que me ha gustado, he disfrutado la historia y aunque creo que tiene puntos de mejora me ha encantado ver cómo se centraba en determinados personajes “secundarios” que obtenían aquí un protagonismo interesante. No es una obra maestra, desde luego, pero es un entretenimiento muy interesante en el que personajes como Harley QuinnBatman Beyond e incluso Red Robin molan aún más.