Los fans del trabajo de Connie Willis estábamos deseando leer su regreso. “El Apagón“, un libro premiado con un Nébula y un Locus que, aunque raya a un gran nivel, es, quizás, demasiado libro para tan poco resultado final… Sí, estoy cabreado con el final.

"El Apagón" (Connie Willis, Ediciones B)El Apagón
Autora: Connie Willis
Páginas: 624
Formato: 15 x 23 cm 
ISBN: 978-84-666-4979-7
Precio: 21.00 euros

Universidad de Oxford, 2060. Los viajes en el tiempo son habituales entre los historiadores para investigar el pasado. Tres jóvenes historiadores son enviados a la Inglaterra de la década de 1940 para conocer la época de primera mano. Polly Churchill se desplaza hasta Londres en pleno bombardeo nazi para observar las vidas de las empleadas de unos grandes almacenes. Mike Davies se hará pasar por periodista norteamericano para cubrir la evacuación de Dunquerque. Y Eileen O’Reilly entrará a formar parte del servicio de una finca de Warwickshire a fin de observar los numerosos grupos de niños que llegan evacuados de Londres. En principio, nada se sale de lo meramente rutinario. Pero al llegar a sus destinos, los historiadores advierten que han errado el momento de arribo no por unas pocas horas (como es habitual), sino por varios días. Pronto resulta evidente que está a punto de suceder un tremendo desastre que podría perturbar tanto el pasado como el futuro.

El apagón es la primera novela de Connie Willis en diez años y conforma junto con su continuación All clear (de próxima publicación) un díptico que obtuvo en 2010 el premio Nebula a la mejor novela y en 2011 el Locus a la mejor novela de ciencia ficción.

Soy un gran fan de Connie Willis, posiblemente Por no mencionar al perro sea uno de mis libros favoritos y de los que más veces he releído, y el que más ganas tengo siempre de releer, por eso las sensaciones que me producían la lectura de El Apagón eran tan buenas y por eso, conforme avanzaba más y más en la trama, más me iba enfadando. Porque El Apagón es, por decirlo de alguna manera, la presentación de la historia, dejando para su continuación (All Clear) el nudo y el desenlace del libro: algo que hace que me sienta estafado por Ediciones B. En el libro no se hace constar, por ninguna parte, que sea la primera parte de dos libros (aunque sí se haga en el resumen de la nota de prensa). Creo que, después de leer más de 600 páginas, todo lector debería saber, mirando el libro que tiene entre manos, si este terminará ahí o continuará en otro. En el caso de El Apagón esto no sucede así. Mientras lo leía estaba convencido de hayarme ante un único libro, una única historia. La decepción al llegar a la última página (¿tanto costaba poner un “Continuará”? he tenido que buscar en Internet para averiguar que el libro era la primera parte de dos) ha sido mayúscula, algo que se acrecienta por el hecho de no saber cuándo podré leer la continuación.

Dejando eso aparte hay que reconocer que me encanta cómo escribe Connie Willis, es una delicia verla escribir y si bien no estamos ante un libro como Por no mencionar al perro (con esa mezcla de comedia, romance y viajes en el tiempo) estamos a medio camino de El Día del Juicio Final, algo que se verá, creo, con más claridad una vez que leamos All Clear (aproximadamente la suma de páginas de El Apagón y All Clear nos dará como resultado un número de páginas similar a el de El Día del Jucio). Así que, mientras esperamos para leer el resto de la historia, hay que decir que la pinta es estupenda. El retrato de ese Londres bajo constante bombardeo alemán, esa definición de personajes y ese saber hacernos empatizar con ellos es algo que está a la altura de pocos escritores. Willis es una de ellas, no es de extrañar que acabe de ser nombrada Gran Maestra de la Ciencia-Ficción. Se lo merece.

Mención aparte merece ese Londres, y sus gentes, capaz de enamorarte incluso cuando te están describiendo su destrucción. Willis es capaz de sumegirnos en la sociedad inglesa de mediados del siglo XX con maestría, convirtiendo el libro en una recreación de una época casi 75 años atrás. Este libro es, en sí, un viaje en el tiempo.

En definitiva, os recomiendo la lectura de El Apagón, eso sí, teniendo al ladito All Clear (cuando lo publique Ediciones B) para poder leer lo que es, a todas luces, una historia que se partió en dos en sus orígenes (no hay más que llegar hasta ese final tan abrupto para demostrarlo). Esto es algo que nunca se debió hacer, se nota a la legua que estamos justo a medio de una apasionante e interesante historia. No culpo a Ediciones B de esto, pero sí de que no indiquen claramente que es la primera de dos novelas en la portada del libro… o en alguna parte del libro.
Habrá que esperar, pero merece la pena.