Además de participar en el micromecenazgo de Se vende alma (por no poder atender), la tercera entrega de Parabellum, hemos logrado que Sergio S. Morán nos pase en exclusiva una copia digital para poder reseñarlo antes de que acabe su campaña (no ha hecho falta mucho para sobornarlo, cerveza).

Se vende almaSe vende alma (por no poder atender)
Sergio S. Morán
Rustica, brilli brilli
Precio: 8 €  (digital)
Precio: 20 € (papel)

Me llamo Verónica Guerra, soy detective paranormal y mi trabajo no me deja respirar.

Soy quien se encarga de esas pesadillas que no solo te levantan de la cama, si no que te persiguen por el pasillo, te arrinconan en la cocina y te piden dinero. Pero esta vez son mis pesadillas las que me asfixian, y no sé a quién llamar.

Si quiero acabar con este infierno, tengo que tirarme de cabeza a por él. Al menos es lo primero que se me ocurre.

Me llaman Parabellum, y mi trabajo no me deja respirar.

No voy a negar que esperaba con mucha ansía Se vende alama (por no poder atender) de Sergio S. Morán, una nueva entrega de las aventuras de la detective Parabellum, Verónica Guerra, que, después de los acontecimientos de Los muertos no pagan IVA acabó bastante tocada. Lo esperaba con tantas ganas que rogué a Sergio por una copia de prensa anticipada para poder publicar la reseña mientras el micromecenazgo continua en marcha.

Desde el inicio Se vende alma (por no atender) apuesta por mostrarnos la vuelta a la vida de una Vero que, poco a poco, está consiguiendo rehacerse después de superar su extrema adicción a la ambrosía que la llevó al borde de un precipicio por el que podría haber destruido su vida pero que la ha dejado seriamente marcada con fuertes ataques de ansiedad que se inmiscuyen seriamente con su trabajo y que, siendo sinceros, tampoco son algo nada agradable y que, para colmo, le impiden tomar alcohol.

Se vende alma

Tras una aventura inicial en la que le acompaña Arancha, y mientras Vero acude a terapia para superar sus problemas, será contratada por cierto panteón helénico, ya conocido por aquellos que leímos El Dios asesinado en el servicio de caballeros, para investigar a una empresa proveedora, Dantalión, lo que le llevará a que su vida se vuelva a complicar hasta extremos impensables y es que Se vende alma (por no poder atender) no es un título puesto al azar, Parabellum lo va a pasar muy mal en este libro y los ataques de ansiedad (muy bien reflejado, os lo dice alguien que los sufrió en el pasado) no serán precisamente de ayuda en un puesto de trabajo como el suyo.

A pesar de que está es la tercera entrega, y ya existen varias historias cortas del universo de Parabellum recopiladas en el ebook Misterios rutinarios, que ha publicado El Lingotazo, aún me sigue sorprendiendo lo bien que se maneja Sergio Morán con la escritura de novelas, cierto es que sus guiones para sus tebeos como El Vosque o Enseñanza Mágica Obligatoria son de lo mejor que se puede encontrar, ya sea en Internet o en papel, pero me sorprende ver como “el jodío” se maneja tan bien en las novelas y en especial en esta serie de noir “a la española” (como si hiciese falta que viniesen de fuera a explicarnos cómo se delinque mejor, en España tenemos un máster en corrupción, nunca mejor dicho) que no deja otra alternativa al lector que disfrutar entusiasmado de sus obras, ya sea en cómic o en libros.

Otro aspecto que me gusta mucho de los guiones y libros de Sergio es cómo prepara las escenas, cómo sabe finalizarlas con un buen chascarrillo o un cliffhanger que imposibilita no leer el siguiente capítulo.

Este tercer volumen de Parabellum tiene la pinta de ser el definitivo, pero no pienso dejarme engañar por Sergio, a lo largo de la novela deja caer suficientes pistas como para que me vaya a creer que Verónica Guerra no tiene más aventuras esperando ser narradas, desde luego está quedando claro que no será porque los lectores no estamos exigiendo pidiendo más. También me gustaría proponer a los señores de Netflix España (o de cualquier otra plataforma de VOD) que consideren la adaptación a la pequeña pantalla porque tengo la impresión de que sería un auténtico bombazo.
Se vende alma

También me gustaría mencionar lo exitoso que está siendo este micromecenazgo al que apenas le quedan ya 26 horas con más de 35.500 euros recaudados (y ojo porque la recompensa al llegar a 37.000 es un realto que cruce a Parabellum con el universo del Lingotazo). Es impresionante lo recaudado y cómo hizo falta menos de 1 hora para recaudar los primeros 8.000 euros. Así que… ¡participad en el micromecenazgo!
¡Y que no se me olvide comentar que el micromecenazgo incluye también el libro juego La muerte está echada!

En definitiva, Se vende alma (por no poder atender) es una novela vibrante en la que Sergio nos lleva de trampa a trampa, con una Parabellum que no deja de llevarse golpes y obstinadamente seguir adelante en su lucha contra los monstruos, si a eso le añadimos el humor de Morán y lo intrigante que es el desenlace final… ¡vais a estar tan atrapados como yo!

Entradas relacionadas
“Los muertos no pagan IVA” (Sergio S. Morán)

Si hace un par de años os enamorasteis de El Dios asesinado en el servicio de caballeros tenemos muy buenas ... Leer más>>

«Se Vende Alma (Por no poder Atender)» se financia ¡en apenas una hora!

La muerte está echada No voy a ocultar a nadie que soy un gran fan del ... Leer más>>

«El elfo inhumano» (Morán y Laurielle)

A pesar de saber lo difícil que es encontrar más material de "El Vosque" y por culpa de mís ansías ... Leer más>>