Ediciones Gigamesh ha recopilado en un único volumen la insuperable primera historia de «El Vosque«, una maravilla firmada por Sergio Morán y Laurielle Maven, que ya está a nuestro alcance.

El Vosque   
Edición original: El vosque ESP
Guión: Sergio Morán
Dibujo: Laurielle Maven
Color: A color
Formato: Libro cartoné, 456 págs. a color.
30€

El Vosque es un reino pequeño lleno de humanos, hadas, elfos y demasiados árboles. Un reino protegido por una diosa que lleva años muerta. Un reino gobernado por varios reyes. Y acaban de asesinar a uno: el rey de los árboles ha caído. ¿Podrán un hada borracha y un alquimista pirómano descubrir qué hay detrás de este crimen? ¿Oculta algo la testigo del hacha? ¿Afectará a la fiesta de palacio? ¿Ese árbol se ha movido?

El Vosque es un webcómic que Sergio Morán (Eh, tío!, El Dios asesinado en el lavabo de caballeros) y Laurielle Maven (Por siempre jamás) llevan haciendo desde hace años y compartiendo a través de la web de El Vosque y su propia autoedición en grapas, hasta que hace casi un año los editores de Gigamesh se fijaron en ellos para ficharlos y que engrosasen el creciente catálogo de tebeos de la editorial de Canción de Hielo y Fuego. Morán y Maven han estado trabajando durante todo este año la rotulación y acabados de las páginas que, ahora, están a disposición del público a través de una impresionante edición en cartoné y con motivos dorados que enamora al primer vistazo.

El Vosque trata sobre un reino de fantasía ubicado en un bosque repleto de seres mágicos, aunque pasados por la imaginación de Morán, lo que lo convierte en un poco “especialito”, y es que, por ejemplo, los elfos son caníbales y lo mismo se comen entre ellos que andan detrás de cualquier ser viviente que se adentre en su ciudad. Naturalmente, y a pesar de lo chungo que puede parecer, toda la trama de El Vosque está repleta de giros y coñas (una o más por página), lo que ayuda a aligerar la carga de asesinatos, e intentos de, mutilaciones, puñaladas por la espalda, etc, que se suceden a lo largo de la trama.

Este primero (espero que haya más) volumen de El Vosque nos presenta la historia principal del proyecto (Morán y otros dibujantes han continuado con otros personajes y nuevas tramas) en la que alguien se está dedicando a intentar asesinar, con cierto éxito, a los diversos reyes que existen en El Vosque (el rey de los humanos es, teóricamente, superior al resto de reyes de El Vosque) y aunque los Maderos (un grupo compuesto por un alocado alquimista y una hada un poco alcohólica, aunque pronto irán mostrando más rasgos de sus personalidades) están detrás del asesino parece parte de un plan mayor por parte del Otro Reino para conquistar el Vosque.

Sergio Morán no se queda en la trama que apenas he esbozado sino que nos transporta a un mundo de fantasía y humor donde las distintas razas que pueblan El Vosque hacen malabarismos para intentar llevarse medianamente bien entre ellas (con diferentes grados de éxito) mientras las magias natural y antinatural coexisten, los elfos quieren devorar a todo personaje que ve, Gaia ha muerto y sólo Flora Minor parece capaz de hablar por los árboles del Vosque y, además, se cuecen un buen montón de historias paralelas que no sólo te atrapan y hechizan, sino que te arrancan un buen montón de carcajadas, y es que cada página de El Vosque tiene algo que contar (normal, al ser un webcómic los autores se esfuerzan porque cada página tenga significado), para enorme disfrute del lector.

Antes de hablaros del trabajo de Laurielle Maven (Alicia Güemes es su verdadero nombre) ganadora del premio al Mejor Manga Español de la Héroes Manga de Madrid es una pedazo de dibujante enorme (vale con mirar las páginas de extras para darse cuenta) y en El Vosque, aunque no se dedica al 100% a ofrecer su mejor trabajo (algo con mucha lógica, salvo por el Patreón dudo que Morán y Maven hayan visto algo de dinero, hasta la llegada de Gigamesh) nos regala unas páginas realmente interesantes, donde se demuestran sus influencias manga, pero donde se descubre como una más que eficaz narradora, eficaz diseñadora de personajes y localizaciones y, además, sus personajes enamoran por su expresividad y por lo bien que congenian con las palabras de Morán. En definitiva, puede que El Vosque no tenga color, pero no por ello es una obra soslayable.

En cuanto a la edición de Gigamesh os diré que la portada es una delicia, un cartoné contundente (456 páginas, casi nada) con una portada con dorados que enamora y un precio que, qué queréis que os diga, 30 euros por 456 páginas es un más que buen precio.

En definitiva, no sólo me he convertido en fan de El Vosque, sino que estoy releyendo todo el material que hay en su página web a la vez que sueño con que Gigamesh continue editando las historias del reino de los cerdílopes.