Como ya sabréis de vez en cuando me gusta darle una oportunidad al manga para desengrasarme, y para ver si encuentro alguna serie potente, en esta ocasión el escogido ha sido Nozaki y su revista mensual para chicas, de Izumi Tsubaki.

Nozaki 01Ficha técnica

  • Título: Nozaki y su revista mensual para chicas #1
  • Edición original: Gekkan Shoujo Nozaki-kun vol. 1 JP
  • Fecha de edición: abril de 2021
  • Guión: Izumi Tsubaki
  • Dibujo: Izumi Tsubaki
  • Formato: Rústica, 146 páginas. Blanco y negro.

Aquel estudiante de bachillerato un poco brusco era dibujante de manga shôjo romántico.

Umetarô Nozaki es un estudiante un poco brusco. Chiyo Sakura, que también estudia bachillerato, está enamorada de él y un día hace acopio de valor y se le declara. Sin embargo, por algún extraño motivo, en vez de convertirse en su chica, pasa a ser su asistente de manga shôjo. ¡Una comedia que narra el día a día de Nozaki, que, aunque es estudiante, también es un mangaka popular!

ECC Cómics anunciaba el mes de abril la publicación del primer volumen de Nozaki y su revista mensual para chicas, un manga en el que la figura protagonista era el autor de manga Nozaki y en el que además también se iniciaban las complejas y enrevesadas tramas románticas que tan sólo un manga shôjo explota tanto, aunque aquí veremos como Nozaki nos va desvelando algunos de los trucos de los creadores de shôjo, explicando en parte el proceso creativo y de inspiración y relacionándolo con la trama. Veremos en qué personajes se ha inspirado Nozaki y también cómo, a pesar de supuestamente saber tanto, apenas es capaz de reaccionar a sus propios sentimientos.

La verdad es que cuando vi la portada y la sinopsis de Nozaki y su revista mensual para chicas enseguida me llamo la atención por el estilo del dibujo y por una sinopsis que podría ofertarnos una serie de divertidos equívocos que elevasen la trama y la diversión (sí, años después sigo buscando una serie similar a Love Hina, para que luego digan que los lectores no queremos leer siempre lo mismo…) y lo que me encontré es un shôjo estrechamente relacionado con el proceso de creación de un manga en el que, de vez en cuando, se producen situaciones que sí he encontrado interesantes, aunque me carga un poco el shôjo empalagoso no es el caso de Nozaki, ya que aquí las situaciones que vemos no provocan vergüenza ajena y sí complicidad con el lector.

Así que Nozaki y su revista mensual para chicas me tiene en una posición extraña, disfruto del dibujo (no es tan exagerado como el de, por ejemplo, las Clamp) y de parte de su trama aunque reniego de la parte excesivamente shôjo, que por suerte es poca. En líneas generales estoy muy interesado en los entresijos que Izumi Tsubaki nos presenta sobre el manga y aunque siempre que me acerco a un nuevo manga suelo hacerlo con alguna que otra duda porque nunca suelo saber lo que me voy a encontrar, así que picoteo cuando algo me llaman la atención y la verdad es que Nozaki y su revista mensual para chicas me llamó la atención por el hecho de que parecía ser uno de esos mangas en los que la profesión de autor de manga marcaba la diferencia, no esperaba que hubiese una fuerte presencia de shôjo y, en líneas generales, he quedado bastante satisfecho y ligeramente intrigado, lo suficiente como para darle otra oportunidad.