Por fin tenemos en nuestras manos el segundo volumen de esta edición de lujo de “Invencible, y si el primer volumen ya nos dejó muy satisfechos éste nos ha “extasiado”. Y es que es en este volumen donde Robert Kirkman pone toda la carne en el asado y donde Ryan Ottley se confirma como dibujante de la serie. Una bomba de tomo.

invencible-ultimate-collection-vol-2Invencible Ultimate Collection Vol. 2
Guión: Robert Kirkman.
Dibujo: Ryan Ottley
Cartoné
Invencible 14 a 24 (USA), Invencible # 0 (USA) y Especial de Verano de Image Comics del Día del Cómic Gratis de 2004
352 págs
Color
ISBN: 978-84-15225-55-3
35 euros

¿Y ahora qué?

Tras los cataclísmicos acontecimientos del tomo anterior, a Mark le toca reconstruir lo que queda de su vida. Todo ha cambiado. Su familia. Sus amigos. Sus compañeros. El mundo se ha convertido en un lugar muy distinto… y poco acogedor para nuestro joven superhéroe. Invencible deberá enfrentarse a complicadas decisiones, incontables supervillanos, amenazas de otros mundos… y a su último curso en el instituto. Nadie le dijo que ser superhéroe fuera fácil… ¡Pero tampoco le contaron que iba a ser tan complicado!

La verdad es que Robert Kirkman terminó de explotar con los arcos argumentales del anterior volumen y de este, aquí vemos cómo, en apenas 12 números los argumentos se disparan, Invencible madura hasta ocupar su puesto como primer superhéroe de la Tierra sin dejar de recordar las acciones de su padre y lo traicionados que su madre y él se sienten. Además Mark acaba el Instituto, comienza la Universidad, se echa novia, pierde la virginidad, ve cómo Atom Eve abandona su carrera de superheroína, acompaña a la Nasa en una misión en Marte (conociendo a futuras amenazas para la Tierra), viaja a Atlantis, concemos los planes se Angstrom, se mete en una guerra de superbandas mafiosas internacionales, detiene a Darkwing, descubrimos los orgínenes de Allen el alien en un número muy especial dedicado sólo a él, así como algunos orígenes secretos y muchas, muchas cosas más. Y, ¡oh!, ¿he mencionado que hay extras? ¿muchos extras?.

Lo de este tomo es, sencillamente, de traca, Kirkman explota y nos hace explotar a todos, desde un Ryan Ottley sensacional que nos hace olvidar por completo a Cory Walker, hasta los propios lectores que no podemos contener el chorro de adrenalina que sentimos al leer estas páginas. Es imposible parar y, otra vez, he continuado leyendo el resto de tomos de Invencible publicados por Aleta porque, sencillamente, no podía parar. Y es que la magia que se ha conseguido con este título hace que haya que dejarse las manos aplaudiendo los esfuerzos de Kirkman, Ottley y un Crabtree del que hablamos poco, pero que está inmenso con el color. Por cierto, ¡hay páginas de 12 viñetas! ¿cuántos cómics de la actualidad tienen más de 8? Pues eso.

Sobre la edición, bueno, tengo que reconocer que después de años de leer Invencible en el formato económico de Aleta (que tendrá sus detractores, pero es el que permite que la serie tenga ese precio) ahora estoy encantado releyendo estos números en este “formato Ultimate”, los dibujos de Ottley se disfrutan muchísimo más y te detienes a contemplar su arte.

Cierto es que, en este caso, los tebeos editados en este volumen corresponde a los tomos El Primero de la Clase y Cosas de la Vida y nos supondrían un desembolso de 30 euros, aunque sin este tamaño, papel y extras, y eso sin tener en cuenta que parecen estar agotados. Pero, creedme, ni punto de comparación entre un formato y otro, el Ultimate gana por goleada.

Así que, ¿merece la pen…? Qué tonterías pregunto, por supuesto que merece la pena si os lo podéis permitir, tengáis los tomos que editó Aleta ya o no, si los tenéis merece la pena porque lo vais a gozar, y sino los tenéis… ¿a qué estáis esperando? ¡¡Es Invencible!! La mejor serie de superhéroes del momento desde hace varios años.

Reseña Invencible Ultimate Collection vol. 1