Nueva sesión de nueve carteles de películas de próximo estreno, donde nos esforzamos por incluir cualquier película que haya acaparado elogios de la crítica, los premios más importantes y grandes recaudaciones en la taquilla… aunque no nos olvidamos de las que se han ganado, de forma justa y merecida, todo lo contrario: Acto de valor, Madagascar 3: De marcha por Europa, El Asombroso Spider-Man y Sácame del paraíso.

«Acto de valor» de los directores Mike McCoy y Scott Waugh (productores de «Dust to Glory» y «Step Into Liquid»), con guión de Kurt Johnstand («300»), es una película de reclutamiento, uno de esos anuncios de televisión que de vez en cuando se emiten y donde las fuerzas armadas, sean de aquí o de allí, publicitan con música épica y un gran despliegue de medios el glamour, el valor y la importancia mundial que tienen las actividades del ejército. En concreto, un anuncio de hora y media que recrea las actividades de los cuerpos de operaciones especiales del ejército de los Estados Unidos, los U.S. Navy SEALs.
Interpretada por actores semidesconocidos como Alexander Asefa, Drea Castro, Jason Cottle, Aurelius DiBarsanti, Timothy Gibbs, Carla Jimenez, Marc Margulies, Dimiter Marinov, Ailsa Marshall, Gonzalo Menendez, Emilio Rivera, Roselyn Sanchez, Nestor Serrano, Sonny Sison y Alex Veadov, «Acto de valor» («Act of valor» en su versión original en inglés) cuenta como una misión para rescatar a un agente de la CIA desvela inesperadamente un complot que podría tener consecuencias inimaginables, y un equipo de soldados de élite sale en una misión secreta. Según avanzan a contrarreloj en una misión que parece no tener fin, tendrán que pasar por lugares conflictivos repartidos por todo el mundo y luchar para mantener el equilibrio entre su compromiso con la nación, con sus compañeros y con sus familias.
«Acto de valor» no es una película, y tampoco es un documental. Combina secuencias de combate espectaculares, tecnología punta en el campo de batalla y emociones palpitantes, pero no es un blockbuster. Es un panfleto, un producto de promoción, un anuncio de reclutamiento… pero que se aupó al primer puesto del box-office de los EE.UU. el fin de semana de su estreno. (www.actofvalor.com)

Tres directores (Eric Darnell, Tom McGrath y Conrad Vernon) para una única película no suele significar lo mismo que tres guionistas para una sola cinta. En el segundo caso, un número elevado de guionistas suele indicar un guión reescrito y revisado varias veces, con muchos cambios introducidos para satisfacer a los caprichosos productores de la cinta. En conclusión, un producto que no convence a nadie y que tiene todas las papeletas para fracasar en cartelera.
En «Madagascar 3: De marcha por Europa«, por el contrario, disponer de tres directores no es nada extraño. Las películas de animación suelen contar con un par de directores como mínimo (Nathan Greno y Byron Howard en «Enredados», Carlos Saldanha y Mike Thurmeier en «Ice Age 3», Mark Andrews y Brenda Chapman en «Brave», Andrew Stanton y Lee Unkrich en «Buscando a Nemo»,…), y en la película que nos ocupa los dos directores de las entregas precedentes de la serie, Eric Darnell y Tom McGrath, suman el talento de Conrad Vernon («Shrek 2», «Monstruos contra alienígenas») para hacer crecer el dueto. En conclusión, datos suficientes para confiar en un éxito o, como mínimo, que no será un fracaso.
En «Madagascar 3: De marcha por Europa» («Madagascar 3: Europe’s Most Wanted»), y tras su última peripecia africana, los protagonistas Alex, Marty, Gloria y Melman (y los cuatro pingüinos) ansían regresar a su hogar en Nueva York, aunque su travesía les lleva primero a Europa, donde deberán rescatar a los pingüinos y huir de una funcionaria de control de animales enrolados en un circo, y donde conocerán a un montón de nuevos amigos como un león marino italiano llamado Stefano, un tigre ruso llamado Vitaly y una jaguar sudamericana llamada Gia.
A las voces de Alex (voz de Ben Stiller en la versión original), Marty (Chris Rock), Melman (David Schwimmer), el rey Julien (Sacha Baron Cohen) y Gloria (Jada Pinkett Smith), se suman ahora Frances McDormand como la capitana de policía Chantel DuBois, la española Paz Vega como Carmen, Bryan Cranston como Vitaly, Martin Short como Stefano y Jessica Chastain como Gia.
La tercera entrega de la franquicia animada, tras «Madagascar» en el año 2006 y «Madagascar 2» en el año 2008 (y la serie de televisión spin-off «Los pingüinos de Madagascar» del canal Nickelodeon) ha arrancado muy bien en los EE.UU., con una recaudación de 60 millones de dólares en su primer fin de semana, cosa que permite vaticinar que se convertirá en uno de los blockbusters de este verano en nuestro país. (www.madagascarmovie.com)

¿Quién no conoce todavía la asombrosa historia de Peter Parker, un joven estudiante algo tímido y asocial que se convierte en un superhéroe enmascarado tras ser picado por una araña radioactiva? En «El Asombroso Spider-Man» («The Amazing Spider-Man») el director Mark Webb («(500) días juntos») regresa al mismo hilo argumental por todos conocido, trasladada recientemente a la gran pantalla por Sam Raimi con Tobey Maguire como protagonista, aunque en esta película se intenta desmarcar ligeramente de la historia oficial al estilo de una versión «Ultimate» cinematográfica. En este caso Peter Parker es un estudiante de secundaria que fue abandonado por sus padres cuando era niño, dejándolo a cargo de su tío Ben y su tía May. Como la mayoría de los adolescentes de su edad, Peter trata de averiguar quién es y qué quiere llegar a ser. Peter también está encontrando su camino con su primer amor de secundaria, Gwen Stacy, y juntos luchan por su amor con compromiso. Cuando Peter descubre un misterioso maletín que perteneció a su padre, comienza la búsqueda para entender la desaparición de sus padres, una búsqueda que le lleva directamente a Oscorp, el laboratorio del doctor Curt Connors, ex-compañero de trabajo de su padre. Mientras Spider-Man se encuentra en plena colisión con el alter-ego de Connors, el Lagarto, el generoso y sensato aunque tímido y retraído muchacho hará elecciones que alterarán sus opciones para usar sus poderes y darán forma a un destino que le convertirá en un héroe.
Como se puede ver, en esta nueva versión cinematográfica (llámese reinvención, reinicio o reboot) del personaje icónico de los cómics de Marvel creado por el guionista Stan Lee y el dibujante Steve Ditko no hay Mary Jane Watson sino Gwen Stacy, no hay ni Duende Verde ni Doctor Octopus sino el Lagarto, y los padres no fallecieron sino que abandonaron a nuestro desgraciado adolescente,… pero hay tía May, hay un tío Ben con destino funesto, hay Oscorp, hay araña radioactiva que pica a Peter Parker durante una visita a un laboratorio científico,… Más de lo mismo y pocas sorpresas inesperadas nos esperan detrás de este título, de manera que será difícil convencer a los espectadores que paguen una entrada por volver a escuchar la misma historia una vez más.
La película, que se estrena a principios de Julio en los EE.UU. y poco más tarde en nuestro país, está protagonizada por Andrew Garfield («La red social», «Nunca me abandones»,…), Emma Stone («Rumores y mentiras», «Criadas y señoras», «Bienvenidos a Zombieland»,…), Denis Leary, Campbell Scott, Irrfan Khan, Martin Sheen («Apocalypse Now», «La zona muerta», «Malas tierras»,…), Sally Field («Forrest Gump», «Norma Rae», «No sin mi hija», «Mrs. Doubtfire», «Magnolias de Acero»,…) y Rhys Ifans («Anonymous», «Notting Hill», «Harry Potter y las Reliquias de la Muerte. Parte 1»,…), como el doctor Connors y también el Lagarto, el villano de la función. (www.theamazingspiderman.es)

Si nos remitimos a las críticas de los EE.UU., donde «Sácame del paraíso» («Wanderlust») del director David Wain («Mal ejemplo») se estrenó hace varios meses, la película no funciona (la han calificado como «deprimentemente banal» y «ordinaria, estridente y agotadora»), pinchó en taquilla y si consiguió arrastrar a numerosos espectadores (masculinos) a su estreno en los EE.UU. se debió solamente a un rumor que circulaba por la red que apuntaba que la Aniston mostraba sus pechos descubiertos, sin el menor pudor, en una escena de la película. Rumor, por cierto, absolutamente falso y que, se comenta, surgió de la misma productora.
No, Jennifer Aniston no ha tenido suerte con su carrera cinematográfica tras el éxito que tuvo con su paso por la pequeña pantalla. Títulos olvidables como «Exposados», «Sígueme el rollo», «Amigos con dinero», «Mucho más que amigos», «Separados», «Una pareja de tres»,… compartiendo protagonismo con actores como Adam Sandler, Owen Wilson, o Vince Vaughn, a han limitado profesionalmente al género de la comedia romántica y han lastrado su prestigio. Y «Sácame del paraíso», pese a contar con el prestigioso sello del productor Judd Apatow («Un lío embarazoso», «Virgen a los 40», «Resacón en Las Vegas», «Superfumados», «Todo sobre mi desmadre»,…), no la permitirá salir del pozo.
La película, con un guión de David Wain y Ken Marino, cuenta la historia de Linda y George, que viven en Manhattan, en medio del bullicio, el estrés y la vida acelerada de la gran ciudad. Cuando él se queda en paro a causa de una reducción de plantilla, ambos abandonan la Gran Manzana y van a parar a Elysium, una comunidad rural cuyos habitantes disfrutan de un ambiente tranquilo y apacible, sin las prisas de las grandes urbes. Y es que en Elysium aún pervive el espíritu hippie, desprecian lo material, y dan en su lugar más valor a la propia existencia.
Protagonizada por Jennifer Aniston y Paul Rudd («Te quiero, tío», «¿Cómo sabes si…?», «La cena de los idiotas»,…) en los dos papeles principales, el reparto de «Sácame del paraíso» se completa con Justin Theroux («Carretera perdida»), Malin Akerman («Watchmen», «Todo incluido», «La proposición»), el actor en decadencia Ray Liotta («Uno de los nuestros»), el veterano Alan Alda («Misterioso asesinato en Manhattan», «MASH», «Un golpe de altura»,…), Lauren Ambrose («El amor y otras cosas imposibles»), Ken Marino, Joe Lo Truglio, Kathryn Hahn, Kerri Kenney o Michaela Watkins, entre otros. (www.wanderlustmovie.net)

{gallery}cine/ensalada416{/gallery}