Esta pasada semana Netflix estrenó la primera temporada de Timeless, serie de TV de la NCB producida por Sony, Eric Kripke y Shawn Ryan para la TV y que contaba con Abigail Spencer, Matt Lanter, Malcolm Barrett y Goran Višnjić, que en España conocemos como “la copia de El Ministerio del Tiempo”. La verdad es que desde que Javier Olivares nos avisó de que le habían copiado la serie, ideas e incluso habían visto el primer episodio de El Ministerio del Tiempo… ¿y todo para esto?

Me explico, Timeless es, posiblemente, la peor manera de copiar una joya como la serie española, en vez de tener a protagonistas de diferentes épocas deciden que lo mejor es la tía buena que sabe de Historia, el pringao al que se le ha muerto la esposa y no sabes cómo y el friki informático al que ponen al cargo de “conducir la nave”. Eso es, no hay puertas, se viaje al pasado en una nave inventada por los yanquis, toda la magia de las puertas… por el retrete.

Encima la trama va de que un malo secuestra al jefe de los buenos, bueno al jefe del equipo de investigación, viaja al pasado y se empeña en cambiar la Historia por lo que nuestros “héroes” regresan al pasado en otra nave NADA discreta y allí se contenta con cambios menores…

¿De verdad no se les ocurrió nada mejor? En serio, al tercer capítulo quería darle de golpes a la TV para dejar de ver Timeless, es que no entiendo cómo queriendo copiar lo hicieron tan mal. Para mi no hay duda, nada como el original.