Que no os engañen: el tai chi es un arte marcial chino, de movimientos mecánicos, lentos y fluidos, provechosa para la salud y que se considera también una técnica de meditación, pero de los aspectos más propios de la autodefensa y el combate… poco queda. Aunque Keanu Reeves se empeñe en lo contrario.

Este próximo viernes se estrena en nuestras pantallas “El poder del Tai Chi” (“Man of Tai-Chi”), el debut como director de Keanu Reeves, el actor canadiense que principios de los años noventa despuntó con “Speed”, “Dracula” o “Point Break”, y tras la trilogía “The Matrix” parecía que el estrellato le esperaba con los brazos abiertos pero con el nuevo siglo, sin muchas explicaciones ni ningún escándalo de esos que hunden la carrera de un actor de éxito, había caído casi en el olvido y apenas ha participado en producciones de éxito, ni en la taquilla ni de crítica.

Esta coproducción chino-norteamericana, nos presenta al ambicioso y joven “Tigre”, Chen Lin-Hu, que trabaja de repartidor en la ajetreada ciudad de Pekín, pero cuando acaba la jornada laboral se convierte en una estrella de las artes marciales que ha ascendido por los diferentes niveles en representación del tradicional Tai Chi Ling Kong. El Tai Chi suele asociarse con movimientos tranquilos y comedidos. Tigre ha perfeccionado el antiguo arte y ha empezado a hacerse un nombre en el prestigioso campeonato de artes marciales Wulin Wang. 
En Hong Kong, la detective Suen Jing-Si, que forma parte del OCTB (Unidad contra el crimen organizado), ha llegado a un callejón sin salida persiguiendo a Donaka Mark. Donaka es un poderoso hombre de negocios residente en Hong Kong que organiza peleas clandestinas sin reglas y retransmitidas de forma privada a apostantes ricos. Donaka necesita a una nueva estrella e intenta atraer a Tigre a sus redes con dinero. 
Al principio, Tigre no se deja tentar, ya que está totalmente entregado a la pureza e integridad de su objetivo, pero cuando el templo donde practica se ve amenazado de destrucción por una inmobiliaria, decide probar suerte con la esperanza de poder salvar el legado de Tai Chi Ling Kong. Tigre no tarda en convertirse en la sensación de las peleas clandestinas, derrotando a sus oponentes con golpes letales. Pero poco a poco empieza a emerger su lado oscuro. La agresividad de Tigre durante el torneo Wulin Wang llama la atención de muchos y avergüenza a su viejo maestro.
Aparentemente incapaz de controlarse, Tigre acaba colaborando con la detective Jing-Si para pillar a Donaka organizando combates clandestinos. Pero arriesga su vida en cada pelea. ¿Podrá Tigre cumplir con su objetivo y dominar su lado más oscuro?

El reparto está encabezado por Tiger Hu Chen (un especialista de escenas de acción, buen amigo de Reeves) y el mismo Keanu Reeves, junto a Simon Yam (“Ip Man”), Karen Mok (“Black Mask”) y Iko Uwais (“The Raid”). Pura serie B, acción a raudales sin muchas pretensiones, con influencias evidentes del cine de Hong Kong, “Man of Tai Chi” cuenta con el maestro en las coreografías de escenas de lucha Yuen Woo Ping (“The Matrix”) y el guión de Michael G. Cooney.

{youtube}Ml40SDyJjNg{/youtube}