Zangol nos reseña la película de Barry LevinsonBandits“, cuya trama es de dos hombres que se fugan de la cárcel para asaltar bancos y que está protagonizada por Bruce WillisBilly Bob Thornton y Cate Blanchett.

No se puede mostrar la imagen “https://www.via-news.es/images/stories/cine/Resenyas/bandits.jpg” porque contiene errores.“Bandits”

 

Imagen activa

 

Título Original: Bandits
Año: 2001
Duración: 123 min.
País: Estados Unidos
Director: Barry Levinson
Guión: Harley Peyton
Música: Christopher Young
Fotografía: Dante Spinotti
Reparto: Bruce Willis, Billy Bob Thornton, Cate Blanchett, Troy Garity
Productora: Metro-Goldwyn-Mayer

 

—————————————————————————-

 

Ha habido siempre una sospecha con el bueno de Barry Levinson y es que se dijo que “Rainman” (su gran éxito y ganadora del óscar a mejor película) no era suya al cien por cien, sino que Spielberg había hecho la mitad y él la había continuado y puede ser porque Levinson no ha demostrado gran cosa después y por entonces el  Spielberg empezó a rodar “Indiana Jones y la última cruzada” (peazo de película de aventuras, que cada vez que la veo me gusta más). No sé lo que será cierto o no, pero si miramos la filmografía de Barry Levinson cuando menos hay que dudar. Hagásmolo un momento.

Este hombre ha sido capaz de lo mejor (“Diner“, “Good morning Vietnam“, “Avalon“, “Bugsy“), de lo peor (“Dos estafadores y una mujer“, “Toys“, “Jimmy Hollywood“, “Acoso“) y de lo que ni una cosa ni otra (“El secreto de la pirámide“, “Sleepers“, “La cortina de huno” y “Esfera“). Podemos discutir que un título entre un bloque u otro, pero sirva como referencia para observar que es un director completamente irregular. Pues bien, “Bandits” es otro intento que se queda entre dos aguas. Una pena, porque podía haber sido una comedia mejor.

Me da la sensación que ha querido recuperar un  poquito la screwball comedy que antaño bordaba Hollywood con los Cary Grant, Katherine Hepburn y compañía. No importa tanto el argumento como los personajes y los enredos que resultan de sus relaciones, pero Barry Levinson no es ni Frank Capra, ni Billy Wilder y anda, como siempre, a “tirones”. De repente una escena con la vista y la atención clavada a la pantalla y de repente pasan dos o tres que no te dicen nada y así avanza la película hasta el final con una terrible sensación de que sobra metraje y, sin embargo, tampoco puedes decir que esté mal. Vamos, que ni fu ni fa.

Sí me ha parecido que el argumento era una escusa para provocar un triángulo entre tres personajes a la manera de “Rainman” y desarrollar un par de ideas interesantes (al principio y al final) con una cierta “sorpresa” al estilo de “La cortina de humo“. ¿Tratando de repetir viejos éxitos? No sé, el caso es que entre medio la película resulta larga y algo sosa y hasta tiene que rellenar trozos con, eso sí, una banda sonora bastante maja con U2 y una cuidada selección de temas.

Por hablar de algo que realmente merece la pena pues decir que Cate Blanchet se revela como una todoterreno al demostrar que tiene igual desparpajo para la comedia que rictus para el drama y que Billy Bob Thornton es un auténtico camaleón. Bruce Willis en su línea de estrella al estilo de Kevin Costner o Mel Gibson. De cualquier forma ningún papel me parece sobresaliente y el que los hayan nominado para algún premio va a acabar siendo mera anécdota.

En resumidas cuentas, otra del montón de la que te olvidas nada más salir del cine, aunque claro, a veces sólo queremos eso como espectadores.