Seamos sinceros: muchos llegamos a casa tarde y cansados, y lo último que nos apetece es meternos en la cocina para dar forma a suculentos platos en los fogones. Con un bocadillo relleno de cualquier cosa que encontremos dentro de la nevera tenemos más que suficiente. Pero, ¿quién ha dicho que no se puedan conseguir bocadillos dignos de los hermanos Roca o de Ferran Adrià?

image1Expresa tu creatividad culinaria e improvisa las más sorprendentes recetas con los ingredientes que puedas conseguir. ¡Adivina los gustos de tus amigos y haz el sándwich de sus sueños!

“Sandwich” es un juego de Christophe Raimbault, ilustrado por Maeva Da Silva y Christine Deschamps, donde cada jugador tiene un mazo de  cartas con posibles ingredientes para rellenar un bocadillo, desde carne hasta tomate, pasando por pepinos o mayonesa. A la señal, todos los jugadores dan la vuelta a la primera carta, y la colocan, boca arriba en centro de la mesa. Entonces, cada jugador tendrá que intentar coger el ingrediente que más les interese y colocarlo junto a él (o ella), boca abajo. Una vez que cada jugador tenga nueve ingredientes, tendrá que montar tres sándwiches, que repartirá entre sus oponentes. El jugador que mejor valoración reciba, ganará la partida.
“Sandwich” fue finalista al As d’Or, un premio que reconoce el Juego del Año en Francia desde 1988. Su caja, que sale a la venta por 14,99 euros, incluye las instrucciones y 63 cartas de ingredientes.

Más información en www.asmodee.es