No, no todo en ECC Ediciones son cómics de superhéroes del universo DC y eso, a veces, conviene recordarlo para evitar que alguien pueda dejar pasar, por olvido u omisión, un clásico como “Marada, la Mujer Lobo“. Ni Conan de Cimmeria, ni Kull de Valusia, ni siquiera Red Sonja tienen nada que no tenga esta indomable guerrera de cabellos plateados…

"Marada, la Mujer Lobo" (Chris Claremont y John Bolton, ECC Ediciones)Su madre fue la primogénita de César. Su padre, un Príncipe en su propia tierra, fue un esclavo en Roma. A la edad de cuatro años, Marada vio a su padre torturado en el potro, destripado y, finalmente, descuartizado. Fue una ejecución pública y, aunque el príncipe tardó en morir, no dejó escapar ningún sonido. Aquella noche, la madre de Marada huyó de la Ciudad Eterna, llevándose con ella a su hija para que creciera en libertad, lejos del lugar que sea había cobrado la vida de su amado. Eso fue hace veinte años. Ahora aquella niña es ya una mujer, y esa mujer es una guerrera conocida y respetada en todo el Imperio.

Marada, la Mujer Lobo” (“Marada, the She-Wolf“) es un clásico de los cómics de espada y brujería de los años ochenta, que apareció en un mercado dominado por los superhéroes de Marvel y de DC. Fue un proyecto creado por dos británicos afincados en los EE.UU., el guionista Chris Claremont y el dibujante John Bolton, para la línea Epic Marvel de La Casa de las Ideas, repleta de bárbaros y guerreras, demonios y magia, monstruos sobrenaturales y batallas sanguinarias, espadas y hechicería, dibujada en blanco y negro. Claremont ya era un guionista respetado y reconocido en Marvel por su trabajo con la Patrulla-X, de manera que su propuesta para dar salida a un cómic protagonizado por una mujer guerrera en un mundo de espada y brujería, que cualquier otro hubiese recibido un sonoro portazo como respuesta, salió adelante. En marzo de 1984, Marada debutaba en el número diez de “Epic Illustrated“, con la primera entrega de la historia de “La Espada Quebrada“.

El personaje de la implacable guerrera de cabellera plateada conocida como la ‘Mujer Lobo’ es un personaje que vive sus aventuras en los albores del Imperio Romano, en el tumultuoso siglo del nacimiento de Cristo, cuando Roma se despedía de la República y se adentraba en los belicosos siglos del Imperio. Estamos en los años en los que Julio César cruzaba el Rubicón con la decimotercera legión para desencadenar una Guerra Civil, en los que la República controlada por el Senado dejó paso al gobierno de un hombre, a las traiciones y los engaños, a los juegos de poder y los Idus de Marzo, a la Pax Romana y la expansión del Imperio hasta los confines más alejados del mundo conocido, lugares remotos y extraños donde la magia y la hechicería aún se manifiestan con fuerza, donde hombres y mujeres deben confiar en su espada para sobrevivir un día más.
Es en este mundo donde lo sobrenatural todavía convive con lo cotidiano que Marada se labrará un prestigio por sus hazañas, y su destreza con la espada… aunque la historia de “La Espada Quebrada” empieza en un momento y un lugar en el que la heroína es una mujer rota y derrotada, una guerrera doblegada por el brujo Symion Karashnur que debe recuperar su camino y vencer a sus miedos desde Ashandriar, el refugio donde se esconde en las costas de Britannia. No tardaremos en descubrir que la guerrera resurge de sus cenizas y que no hay peor error que enfrentarse a ella.
En realidad las aventuras de Marada tenían que haber sido protagonizadas por Red Sonja, la ocasional compañera de armas del bárbaro Conan, pero el destino (y una película en camino, protagonizada por la exhuberante actriz danesa Brigitte Nielsen) quiso que Claremont y Bolton acabaran cambiando el personaje femenino, el color de su pelo del rojo al plateado, y trasladando sus historias desde la Hyborian Era de Robert E. Howard al Imperio Romano. Un afortunado giro de los acontecimientos.

Este volumen publicado por ECC Ediciones, acompañado de ilustraciones inéditas y una introducción, reúne las tres aventuras de la guerrera de cabellera plateada, Marada, la Mujer Lobo: “La Espada Quebrada“, “Caza Real” y “La Máscara del Hechicero“, publicadas en los números 10, 11, 12, 23 y 24 de Epic Illustrated, repletas de batallas sangrientas y pérfida brujería, deseos de otro mundo, terror y maldad. La tercera de ellas es el única que fue concebida originalmente en color mientras que las dos primeras, en blanco y negro, fueron coloreadas por Bolton posteriormente (en 1986, en una reedición de Marvel del material que había aparecido blanco y negro).

De Chris Claremont poco hay que contar que no se sepa todavía, o que cualquier otro pueda glosar mucho mejor que nosotros. Nombre mítico de Marvel Comics, desde 1975 tomó las riendas de la fallida serie de la Patrulla-X y durante diecisiete años ininterrumpidos elevó a los mutantes al altar de la crítica y los aficionados, creando acontecimientos y sagas tan trascendentales como la “Fénix Oscura” o “Días del Futuro Pasado” y amplió el universo de los X-Men con nombres tan destacados como Pícara, Emma Frost, Gambito, Dientes de Sable o Mística, entre muchos otros. Sobretodo, personajes femeninos fuertes, con personalidad, que nada tenían que envidiar a sus compañeros y antagonistas masculinos.
Por su parte, el dibujante John Bolton llegó hasta Marada tras haber dibujado con anterioridad las aventuras de Kull el Conquistador, un personaje creado por Robert E. Howard, y haber cautivado a Chris Claremont con su talento desbordante, ese estilo detallado, escrupuloso y perfeccionista, y con un inimitable aroma a Hal Foster y, porqué no, Alex Raymond. Faltan algunos años para que su estilo, en evolución constante, se cruce con Neil Gaiman para que su dibujo se convierta en algo peculiar e inimitable, que mezclará la fotografía digital y los pinceles de colores brillantes con fondos difuminados.

En Marada, Claremont y Bolton forman un equipo creativo de excepción, una combinación singular de dos maestros en su mejor momento creativo que encajan como anillo en el dedo, dando forma a un clásico de la fantasía épica y de la espada y brujería, en un álbum que ECC Ediciones nos hace llegar, más de treinta años después de su creación, totalmente restaurado y publicado por primera vez en un solo volumen. La fórmula que servía en los años ochenta, la de “Willow”, “La princesa prometida”, “Conan” o “Lady Halcón”, la fantasía sin trucos ni artificios, sigue funcionando en el siglo XXI. Son, en conclusión, entretenidas aventuras de corte clásico protagonizadas por una poderosa guerrera (sí, una mujer, ¿y qué?) en un mundo de hombres.

Marada, la Mujer Lobo
Guión: Chris Claremont
Dibujo: John Bolton
Título original: “Marada: The She-Wolf”
ISBN: 978-84-16998-62-3
Formato: 26,5×17,5cm. Cartoné. Color.
Páginas: 112
Precio: 13,50 euros