Tras leer «Y pese a todo…«, la novela de Juan de Dios Garduño recientemente publicada en la Línea Z de Dolmen Editorial, me sentí en la obligación de hacerle una pequeña entrevista para conocerle mejor.

 

  • ¿Quién es Juan de Dios Garduño y cómo comenzó a escribir?
    Pues soy una persona de lo más normal, con sus buenos y sus malos momentos. Si acaso un poco más suertudo porque conseguí el sueño que tenía desde pequeño, ser escritor. Comencé con unos doce años. Como era tan enamoradizo escribía mis propias historias de amor, jajaja.
  • ¿Por qué esa fijación por el terror?
    Creo que ya he comentado alguna vez que es el sentimiento más fuerte. Me fascina. Puedes vivir sin amor, pero no puedes vivir sin miedo. En fin, comenzó a interesarme la literatura de terror después de haber leído siendo adolescente “La Zona Muerta” de Stephen King.
  • ¿Qué es NOCTE?
    La asociación Española de Escritores de Terror. Una asociación que nació para dignificar el género de terror hecho en España. Aquí hemos tenido una mala tradición literaria, y ha sido la de valorar más lo que viene de fuera que lo que tenemos dentro. Los escritores, antes, estaban hasta obligados por contrato a ponerse un pseudónimo anglosajón a la hora de sacar una novela. Eso es lo que pretendemos cambiar en Nocte, la concepción que la gente tiene de los escritores de terror (si es que tienen alguna, porque hasta hace poco era como si no existiéramos).
  • ¿Que nos puedes comentar sobre “El Caído”, tu primera novela? ¿cómo fue acogida? ¿qué aprendiste de ella?
    Cuando un escritor madura, y desde el paso del tiempo ve sus obras, se da cuenta de que lo pudo haber hecho mejor. Yo tengo esa sensación con “El Caído”. Ahora la veo como una obra primeriza que pude haber exprimido más. Pero bueno, no obtuvo malas críticas. Supongo que esto me pasará de aquí a unos años con “Y pese a todo…”, es una maldición con la que tenemos que vivir los escritores,jajaja.
  • ¿Cómo llegas a trabar contacto con Dolmen?
    Un amigo escritor, Claudio Cerdán, me habló de ellos y de que buscaban material de zombis. Allá que fui a ver si mi novela encajaba.
  • ¿Qué sentiste cuándo te dijeron que te iban a publicar “Y pese a todo…”?
    Álvaro Fuentes, el editor de la línea Z, me iba dejando comentarios conforme la iba leyendo. Y sólo hay una cosa que se me quedó en mi mente y que hizo que me ilusionara. Cuando me llegó un email suyo diciéndome: esto es magistral. Desde entonces supe que tenía una oportunidad, y una noche, estando ya acostado leyendo me llamó y me dijo: La publicamos. Bajé al salón con mi mujer y tomamos champán.
  • Centrándonos en “Y pese a todo…”… la sinopsis parecía hablar de un conflicto mundial, de la lucha contra los zombies, etc, pero te acabas centrando en la relación entre dos viejos amigos, ¿la relación entre ambos se comió tu historia o siempre fue tu intención centrarte en Patrick y Peter?
    Dicen que siempre fui de elaborar mucho la personalidad de mis personajes. Conforme iba escribiendo la historia me iba dando cuenta de que debía indagar más en esa historia de amistad, de odios y rencores. Fue así como me centré más en ellos que en lo que sucede fuera. Por lo visto ha sido un acierto, pero también pudo ser un fracaso. He arriesgado mucho.
  • ¿Por qué no utilizaste unos zombies más «clásicos»?
    Bueno, no utilicé zombis más clásicos por tratar también de dar cierto toque propio a la novela. Algo de originalidad, dentro de lo que cabe. Ojo, no tengo nada en contra ni de los zombis lentos de Romero ni de los zombis rápidos de Fresnadillo,jajaja. ¿te das cuenta de que los zombis son cinematográficos? Estaba hablando de literatura y me vienen a la mente los zombis o infectados de películas.
  • La acción se centra en Bangor, Maine, la ciudad de Stephen King, la propia novela tiene el “tufillo” a novela del Maestro del Terror, eres un fan declarado suyo… y has sabido captar a la perfección su estilo pero… ¿de dónde viene tanto fervor hacia Stephen King?
    Pues seguramente porque cuando comencé a leer al Maestro estaba en esa época convulsa de la adolescencia que tanto nos marca. Cuando descubrí a King no pude parar de leerle. En un año me había leído veinte novelas suyas, no podía parar. Sus personajes perfilados al máximo, sus historias tan bien pergeñadas, sus finales, que no solían ser de happy end, como estaba acostumbrado en otro tipo de literatura. En fin, quedé impactado-traumatizado y aquí me tienes, soy un desequibrado, jajaja.
  • Por cierto, hablando de Stephen King, ¿has visto Haven, la serie basada en Colorado Kid? Nosotros sí y nos encanta el ambiente que le han dado a la ciudad, tan propio de sus novelas, ¿qué opinas de la serie?
    Solo puedo decir que no la he visto y que la novela no me entusiasmó. En general no suelo ver adaptaciones a la televisión o cine de King porque quedo decepcionado. Los directores siempre intentan aportar su grano de arena en lugar de adaptar y se pierde la esencia King por el camino. Lógicamente hay excepciones, como las dos primeras adaptaciones de Darabont.
  • ¿Qué tal está funcionando “Y pese a todo…”?
    Supongo que queda vanidoso que yo diga que muy bien, pero es que así está siendo. Si buscas por internet verás que las críticas están siendo más que positivas. No me esperaba esta reacción por parte de los lectores, pero me alegra no haber decepcionado a muchos. Mi editor habla de muy buenas cifras de venta en estos dos meses y supongo (esto no me lo ha dicho él) que habrá una segunda edición pronto.
  • ¿Estás trabajando en algún libro nuevo? ¿De qué trata?
    Sí, estoy peleándome con una nueva novela. Es complicada de catalogar, sería algo así como policiaca con tintes sobrenaturales.
  • ¿Ya tienes editor para esa novela? ¿Qué más nos puedes contar sobre ella? 😀
    Sí, tengo editor para esta novela. ¿qué más os puedo contar? Que seguiré en mi línea… jajaja.