Zangol nos ofrece la reseña de “Las hermanas Bolena“, una película dirigida por Justin Chadwick

No se puede mostrar la imagen “https://www.via-news.es/images/stories/cine/hermanas_bolena.jpg” porque contiene errores.Las hermanas Bolena” (Justin Chadwick, 2008)

***
Título original: The other Boleyn
País: Reino Unido
Duración: 120 min.
Género: Drama
Reparto: Scarlett Johansson, Kristin Scott Thomas, Natalie Portman, Eric Bana, Ana Torrent, Mark Rylance, Jim Sturgess, David Morrisey
Guión: Peter Morgan
Distribuidora: Universal International Pictures
Productora: Universal Pictures, Columbia Pictures, BBC Films, Scott Rudin Productions, Ruby Films, Relativity Media
Diseño de Producción: John Paul Kelly
Fotografía: Kieran McGuigan
Montaje: Carol Littleton, Paul Knight
Música: Paul Cantelon
Productor: Alison Owen
Vestuario: Sandy Powell

El mayor problema que para cualquier director supone afrontar una película como ésta es aportar algo nuevo ya que el argumento, la dramática historia de Ana Bolena, está ya muy trillada en el cine. Los públicos de diversas edades ya conocen la historia porque adaptaciones se han hecho varias como “Ana Bolena “ (Ernest Lutbisch, 1920), “La vida privada de Enrique VIII” (Alexander Korda, 1933), “Un hombre para la eternidad” (Fred Zinnemann, 1966) o la más famosa y conocida “Ana de los mil días” (Charles Jarrott, 1969) intepretada por Richard Burton y Genevieve Bujold por no hablar de otros títulos y series en los que la historia de Ana Bolena ha figurado como fondo histórico. Quien más quien menos conoce la historia y el argumento.

Lo que esta película trata es de actualizar el drama histórico para las nuevas generaciones aportando esencialmente dos aspectos distintivos: por un lado se centra más en el drama de los personajes y aprovecha el atractivo popular del trío protagonista y por otro aprovecha el impacto visual de la dirección artística que el cine nos ofrece en estos momentos.

La película no llega al nivel de obras anteriormente mencionadas como “Ana de los mil días” en las que se trataba de hacer una obra “total” por así decirlo que afrontaba la recreación histórica o el drama de los personajes con la misma ambición. En este caso la época sólo es un telón de fondo y no profundiza demasiado en los complicados requiebros políticos del momento aunque evidentemente no se eludan. El director, Justin Chadwick, que afronta con este trabajo su segunda película, pretende concentrarse en el drama de las hermanas Bolena y, aunque el papel de Natalie Portman (Ana Bolena) es el que más juego da y más intensidad permite mostrar en la pantalla, la historia se centra en realidad en María Bolena (Scarlett Johannson).

La recreación de época es correcta y desde luego vistosa y es una de las grandes bazas de la película. Cada toma lo aprovecha y se apuesta también, en coherencia con el propio planteamiento de la película, por muchos primeros planos y escenas de diálogos en los que destacan especialmente las actrices (todas ellas), cosa que hay que reseñar porque no sucede lo mismo con el reparto masculino (Eric Bana cumple sobretodo por su imponente presencia física pero no logra transmitir la fuerza dramática que sí supieron dar al personaje Richard Burton o sobretodo Robert Shaw en otras películas).

La historia es intensa por lo que el público a quien gusten los dramas no quedará defraudado, aunque la pega es que las nuevas aportaciones al imaginario colectivo que supone esta película no son suficientemente impactantes. Es decir, hablando en cristiano, que quien se conozca el desarrollo y desenlace al no encontrar ninguna sorpresa puede quedar indiferente si lo meramente ornamental no le impacta.

En cualquier caso una película correcta, realizada con esmero artístico y que se puede ver. Recomendable especialmente para quien guste el drama romántico de cortes histórico.