David Lynch, David Cronenberg, Spike Jonze, Abel Ferrara o el polémico danés Lars von Trier son directores de un género inclasificable, cuyas películas generan amor y odio a partes iguales, y cuentan a la vez con legiones de fans y multitud de detractores. El director Terry Gilliam se acerca a ellos, aunque más por lo extraño y surrealista de sus propuestas.

Protagonizada por Christoph Waltz, Tilda Swinton, David Thewlis, Melanie Thierry, Ben Wishaw y Matt Damon, «The Zero Theorem» supone el regreso del veterano director Terry Gilliam, con 72 años de edad, al universo distópico y de estética singular que ya nos mostró en «12 Monos» o «Brazil». 
La historia, con un guión del debutante Pat Rushin, cuenta como, en un futuro cercano, un genio de la informática recluido en el interior de una capilla en ruinas quiere descubrir la razón de la exitencia humana descifrando un extraño teorema. Sin embargo, Dirección, el ente que controla la sociedad del futuro, pretende detenerlo a toda costa. Para ello, envía a un joven adolescente y a una seductora mujer para que distraigan al excéntrico Qohen Leth de su búsqueda.

{youtube}rae7_O_6EtU{/youtube}