Después de un primer número dedicado a la “Democracia española” los ex-autores de El Jueves regresan a la carga con la segunda entrega de su revista mensual, Orgullo y Satisfacción, un título con el que pretenden remover conciencias sin ningún tipo de cortapisa editorial, como sí les sucedió con la decana revista. En este segundo mes de vida oficial vuelven a la carga, en este caso bajo el tema laboral, el tema Pujol… Españistán da para mucho chiste.

Tras vender 35.000 ejemplares con el número dedicado a la (vergonzosa) Monarquía española los chicos de Orgullo y Satisfacción regresaron con un número uno dedicado a la Democracia española que esperaba con muchísimas ganas y que me dejó a medio camino entre la tibieza y la alegría. Cierto es que algunas de las tiras no me hicieron demasiada gracia, pero Roma no se hizo en un día y El Jueves tampoco, hay que dar tiempo a Orgullo y Satisfacción para que crezca y encuentre su voz. En la revista son conscientes de ello y están trabajando para ofrecer la mejor crítica que el humor pueda brindarnos… y sin censuras, como bien demuestra cierta tira de Alberto González Vázquez que, bueno, estoy totalmente de acuerdo con lo que dijo en el número 1, pero me sorprende que no haya habido más polémica con ella. 

Aprovechando la ocasión se ha publicado un balance de cómo fueron las ventas del primer número y, bueno, no son los 35.000 ejemplares del número 0, pero 9.000 ejemplares, siendo 2.000 de ellos suscriptores, es una cifra considerable, aunque debería ser aún más alta, y, como nos dicen en la imagen, cuantos más suscriptores mejor.

Dejando los detalles sobre los números aparte ahora nos toca acercarnos a la web de Orgullo y Satisfacción donde podremos adquirir, desde 1,50 €, el nuevo número en formato pdf o cbr. Por cierto, me encanta el diploma de la portada.

Mientras escribo estas líneas acabo de comprar el segundo número, ya os contaré qué me ha parecido.