El pasado está de moda. Estamos viviendo una época de nostalgia y memoria, donde lo clásico, lo retro y lo ‘vintage’ venden. También en el cine y en los cómics abundan los reboots y los remakes, las continuaciones y las adaptaciones, los reinicios y los homenajes. Hay un interés enorme por lo ya vivido, por la nostalgia, y «Marvels» es un claro ejemplo de ello.

Desde los orígenes de los superhéroes a la trágica muerte de Gwen Stacy, de la llegada de Galactus a la Guerra Kree-Skrull, de la irrupción de los mutantes a la boda de Reed Richards y Sue Storm… ¡Los Prodigios están aquí! Y el fotógrafo del Daily Bugle Phil Sheldon los ha capturado gracias a su cámara.

La moda por el pasado no solo es añoranza de juventud perdida, porque esta tendencia actual no se circunscribe a quienes ya vivieron las épocas que ahora se revisitan, sino que ha sido adoptada por las nuevas generaciones. Ellos también han descubierto que hay belleza en el pasado, que en el siglo XX había buena música, fantásticas películas, literatura interesante y cómics brillantes. Los medios y los expertos nos dicen que nos afanamos por recuperar este pasado porque estamos viviendo tiempos turbulentos, en un mundo incierto, de cambio, y que por ese motivo buscamos anclarnos en un terreno seguro, conocido y simbólico, que es memoria, pero también porqué es algo auténtico, singular y diferente.

Algo parecido hizo el guionista norteamericano Kurt Busiek a mediados de los años noventa, cuando decidió girar la vista atrás, al momento en que todo empezó, a principios de los años cuarenta, para contarnos cómo surgía de la nada todo un universo de superhéroes y supervillanos, hombres y monstruos, los ‘Prodigios’ (los ‘Marvels’), pero narrando los hechos desde la perspectiva y los ojos de un hombre corriente. Es el fotógrafo Phil Sheldon, que verá aparecer en las calles de Nueva York al hombre submarino Namor, a un hombre artificial en llamas al que llamarán la Antorcha Humana y, cuando los EE.UU. se involucren en la Segunda Guerra Mundial, al héroe de las barras y las estrellas, el símbolo de la libertad, el Capitán América. Mientras Phil envejece, pierde un ojo en un accidente, rompe su compromiso con Doris, se reconcilia y se casa con ella, y será padre de dos niñas, desde 1939 a 1974, el mundo cambiará ante el objetivo de su cámara a una velocidad endiablada y podrá fotografiar la aparición de los temidos mutantes, los Cuatro Fantásticos, Galactus y su heraldo plateado, los Héroes de Alquiler, Spider-Man, los Vengadores,… así como breves apariciones de Bucky, Nick Furia, Gwen Stacy, Alicia Masters, los Centinelas, Charles Xavier o J.J. Jameson, entre muchos otros. Y a la vez, el miedo de la gente, el pavor ante lo desconocido, el terror ante los monstruos y la admiración a los héroes. De esta forma se sintetiza toda la construcción del inmenso universo de La Casa de las Ideas en un breve parpadeo. Cuatro números para dar forma a un mundo, que nos cierran con la trágica muerte de Gwen Stacy a manos del Duende Verde.

«Marvels» fue una serie limitada de cuatro números publicada por Marvel Cómics en el año 1994, escrita por Kurt Busiek y dibujada por el maestro Alex Ross, y que es un homenaje en toda regla al universo de Marvel Comics, a esos inolvidables Stan Lee, Jack Kirby, John Buscema, John Romita, Bill Everett, Joe Simon, o Steve Dikto, un emotivo y nostálgico viaje a los orígenes del mito cargado de guiños, referencias y detalles ‘entre bastidores’ en cada página, en cada viñeta, en cada rincón.

Al contrario de lo que sucedía en los álbums de «Los mejores superhéroes del mundo» de DC Comics, donde la historia era secundaria y Paul Dini cedía todo el protagonismo al talento inconmensurable de Alex Ross, en «Marvels» tanto guionista como dibujante realizan un trabajo magnífico, transversal y sólido. No hay otra alternativa, pues no tiene sentido que seas un artista tan fantástico, que cuentes con un estilo pictórico aplaudido y galardonado, con unos lápices hiperrealistas y un color espectacular, que seas el Norman Rockwell de los cómics de superhéroes,… y luego te empeñes en trabajar con un guionista que no esté a la altura de lo que la parte gráfica ofrece.

Y es que Alex Ross siempre me produce el mismo efecto: ante sus obras no acabo de tener claro si estoy leyendo un cómic o asistiendo al lucimiento personal de un dibujante brillante en un libro de ilustraciones. Es lo que tiene ser un artista de tanto talento, cuyos dibujos deben publicarse a página entera para mostrarse en todo su esplendor pero que ahogan y silencian el trabajo de cualquier guionista. De casi cualquier guionista, pues en «Kingdome Come» o en este «Marvels«, Mark Waid y Kurt Busiek hacen oír su voz. ¡Vaya si la hacen oír! Pero lo de Alex Ross no tiene palabras para poder describirlo con precisión.

Y si la obra de Kubiek y Ross es un homenaje, aún lo es más la increible edición de Panini Cómics que ha publicado en marzo del 2018, cargada de tantos extras que llevan el tomo hasta casi las cuatrocientas páginas. Además del prólogo y las cuatro entregas de la obra original, esta edición contiene toneladas de material adicional como artículos brillantes (la acertada síntesis introductoria de Julián M. Clemente), un prólogo de Stan Lee que pone la piel de gallina, y sinceros recuerdos a la historia de los héroes de Marvel de Kurt Busiek, Alex Ross o John Romita, además de bocetos, portadas alternativas e ilustraciones producidas por Alex Ross a lo largo de su fructífera relación con La Casa de las Ideas, los artículos que Busiek encajaba en las páginas de Ross comentados por el mismo autor, muestras del proceso de creación y de la concepción de «Marvels» detrás de las viñetas, y numerosos secretos desvelados para los amantes de los huevos de pascua y de jugar al «Quién es quién» (Lois y Clark Kent mezclados entre la prensa, la recreación de un célebre cuadro de Edward Hopper, el padre del dibujante Alex Ross en la boda de Phil y Doris, los Beatles en la boda de Reed Richards y Sue Storm,…). Es alucinante lo que ha hecho Panini Cómics aquí. ¡La edición definitiva de la obra maestra de Busiek y Ross!

«Marvels» es un emocionante y melancólico recorrido por los momentos que sirvieron para forjar el Universo Marvel, una obra maestra evocadora que nació en un momento difícil para la editorial Marvel Comics, el ‘grim and gritty canon‘ de finales de los años noventa, y que sirvió para devolverle su espíritu perdido, acompañarla de vuelta allí donde residían sus esencias, a la Era de los Prodigios. De regreso a la luz. Hoy, en 2018, han pasado ya más de veinte años desde que Busiek y Ross dieron forma a «Marvels«, hemos cambiado de siglo y el paso del tiempo la ha consolidado como una obra de arte intemporal. Y atemporal.

Marvels
Guión: Kurt Busiek
Dibujo: Alex Ross
Edición original: «Marvels» núms. 0-4 y extras «Marvel Platinum Edition»
Fecha de publicación: Marzo de 2018
Formato: 17x26cm. Cartoné. Color
Páginas: 360
Precio: 35,00 euros