Regreso a comprar la serie de «El Asombroso Spiderman» justo a tiempo para el número 25 de la serie y para la llegada de Stuart Immonen, casi que lo que escriba Dan Slott me da igual con tal de disfrutar de este genio del dibujo.

El Asombroso Spiderman Vol. 7 132: El caso Osborn Parte 1   
Edición original: The Amazing Spider-Man v4, 25 USA
Guión: Dan Slott, Chris Gage
Dibujo: Stuart Immonen, Todd Nauck, Giuseppe Camuncoli
Tinta: Wade Von Grawbadger
Color: Marte García
Formato: Libro rústica, 104 págs. Color
5,95€

¡Gigantesco número! Con la primera parte de “El caso Osborn”. Stuart Immonen (Los Nuevos Vengadores, Ultimate Spiderman) regresa al Universo Marvel para unirse a Dan Slott en la principal colección de Spiderman. ¡Con el regreso de Norman Osborn!

Regreso a la serie regular de El Asombroso Spiderman tras haberme dado de baja de la misma tras La conspiración del Clon, no porque no disfrutase con ella, sino porque los números 130 y 131 no eran sino puro relleno con el que ir ganando tiempo para que cuadrase la programación de la serie regular, además, no soporto a Masacre más allá de un par de gracias. El caso es que mi regreso a El Asombroso Spiderman no ha sido algo casual, he aprovechado un acontecimiento con mayúsculas, el número 25, estoy siendo sarcástico, pero la verdad es que en Marvel se lo tomaron en serio y sacaron una grapa de casi 100 páginas. Lo cierto es que sí hay un hecho superimportante en este El Asombroso Spiderman y es el debut de Stuart Immonen al cargo del dibujo de la serie regular. Una gozada.

Seguimos teniendo a Peter como un multimillonario, aunque los problemas se le están comenzando a amontonar y posiblemente perderá la empresa, pero enfrascado en atrapar a Norman Osborn al que pisa los pasos junto a Pájaro Burlón y SHIELD. En el primer intento se les escapa, pero poniendo a Tia May de cebo involuntario están a punto de pillarlo en una gala benéfica de la Fundación Tio Ben, hasta que evitan que Marta Plateada lo mate de un tiro. Eso sí, Octopus reaparece, rejuvenecido y fortalecido con poderes araña para crear su nueva identidad: Octopus Superior.

La verdad es que, por bien que escriba Dan Slott, me cuesta mucho hacerme a la idea de que Peter Parker ha conseguido el mayor éxito, y de que se desentienda de él así, sin ser responsable, pero quiero ver a dónde nos quiere llevar Slott con esta etapa a la que se le empieza a acabar el carrete justo a tiempo para Marvel Legacy.

Con lo que no niego haber disfrutado es con el dibujo de Stuart Immonen, fielmente entintado por Wade Von Grawbadger y coloreado por Marte García, es una auténtica maravilla y sólo por él me voy a quedar en la serie. Eso sí, atentos a las aventuras de La Asombrosa Spider-Tia, son sólo dos páginas de tiras de prensa pero una delicia.

Sobre la edición de Panini Cómics me gustaría culparles de la inclusión de material extra tan soso… pero es que en este tomo sólo ha entrado una grapa, así que no es culpa de ellos, además de que los artículos y demás son realmente interesantes.

En definitiva, puede que El Asombroso Spiderman no esté en su mejor momento argumental, aunque creo que nos van a narrar la caída de Peter Parker, pero aún así sigue siendo una serie que merece la pena disfrutar, y más desde la llegada de Stuart Immonem.