Jason Bateman y Rachel McAdams interpretan a Max y Annie, cuya noche de juegos semanales de parejas se ve mejorada cuando el carismático hermano de Max, Brooks, organiza una fiesta con un misterioso asesinato, con falsos matones y falsos agentes federales. Pero, cuando Brooks es secuestrado, todo es parte del juego… ¿verdad?