Final de la primera temporada, así podría calificarse este tercer volumen de «Ladrón de Ladrones«, y os puedo asegurar que es un final de esos que hacen que merezcan la pena el viaje… y, vale, también uno de esos en los que maldices a Robert Kirkman, Andy Diggle y a Shawn Martinbrough por ese cliffhanger del final. Como tiene que ser.

Ladrón de ladrones nº 03
Edición original: Thief of thieves #14-19 USA
Guión: Robert Kirkman, Andy Diggle
Dibujo: Shawn Martinbrough
Color: Felix Serrano
Formato: Libro rústica, 136 págs. color.
14,95€

Ladrón de ladrones cuenta la historia de Conrad Paulson , el mejor ladrón de guante blanco del mundo. Todo empienza cuando Paulson decide abandonar su estela de crímenes y posar sus miras en sus excompañeros. Así, jura hacerse solo con lo que ha sido previamente robado para tratar de enmendar todos sus errores. Pero tal vez sea demasiado tarde para redimirse…

Ladrón de Ladrones alcanza en España su tercer volumen, y, mientras, estamos a la espera de ver si se confirma esa serie de televisión que iban a hacer, pero lo que está claro es que el mayor error que jamás haya cometido Redmond, alter ego de Conrad Paulson, es haber sido padre de Augustus, un personaje que, hasta la fecha, no ha pasado de ser un enorme McGuffin alrededor del que da el pistoletazo de salida para que Conrad se las vea y se las desee para poder rescatar al inútil de su hijo, aunque sea a costa de tener que realizar “áquel trabajito en Venecia” que llevó tantos años de preparación y que se quedó parado. Pues bien, después de dos volúmenes oyendo hablar sobre tan perfecta ubicación por fin tiene lugar el golpe y, como no podía ser de otra forma, las cosas se complican… otra vez. 

Comentaba antes que estamos a la espera de saber cómo será la serie de televisión que está preparando la AMC (misma productora de Los Muertos Vivientes) pero la verdad es que Robert Kirkman está haciendo un gran trabajo de editor de la serie y con guionistas de la talla de Nick Spencer, James Asmus y, en este tercer volumen, Andy Diggle, creo que los guionistas de la AMC no tendrán problema alguno en fusilar todo lo publicado hasta la fecha y obtener así una gran serie. Porque lo que está claro es que, dejando aparte que son grandes guionistas, hay un “ángel guardian” que guía la serie en la dirección correcta (no se han cansado de decírnoslo) y ese es un Robert Kirkman que parece comprender lo que quiere el público y que ha sabido ver que películas como Oncean’s Eleven han tenido el éxito que han tenido porque nos encanta ver cómo unos ladrones, perdedores durante la mayor parte de su vida, se unen para patearle el culo a algún poderoso… aunque suelan escapar un poquito escaldados y con el corazón revolucionado (conviene incluir en la mezcla, siempre, algo de romance). Ladrón de ladrones promete, pero en los próximos números (en el número 20 consta aún Andy Diggle como guionista, junto a Robert Kirkman) tienen que hacer algo con Augustus… aunque sea matarlo, porque si realmente es un McGuffin, bien, eso no es que le de muchas posibilidades de supervivencia, ¿verdad?

Pero hablando del golpe en sí, de verdad, que alguien me diga cómo es posible que autores como Andy Diggle y el dibujante regular de la serie, Shawn Martinbrough, genialmente coloreado por Felix Serrano, están trabajando para Image Cómics (o el sello Skybound) y no para alguna de las grandes. Puede que sea porque las grandes no se interesan demasiado por este género, pero que lo que no podrán decir es que es por la falta de calidad de su trabajo. Este tercer volumen, al igual que los dos anteriores, está perfectamente estructurado, se disfruta como una película de ladrones de las buenas (y no, La Gran Estafa Americana no lo es, de hecho la estafa es pagar por hacer esa película teniendo guiones como este) y está dibujado como si fuese una película de ladrones de las buenas. Podemos ver como Martinbrough mueve el plano de visión, como juega con las luces y sombras, los primeros planos, los picados y contrapicados… y, por suerte, está Félix para darle color y vida a esta película, esta fantástica película. 

Realmente no sé qué papel acaba jugando en esto Robert Kirkman, si tan solo hace de editor/asesor… pues espero que comience a supervisar muchas series, porque lo hace de maravilla. Si se involucra más aún… también me parece bien, porque, a fin de cuentas, este es su juguete, y sabe cómo hacernos disfrutar con él. Pero parece que Andy Diggle ha venido para quedarse, al menos un poco más, y es que el último número aparecido en los USA, el 25, aún cuenta con él al mando y por lo que he visto de las portadas… vienen tiempos interesantes.

La edición española de este tercer volumen es bastante correcta y aunque viene con un interesante artículo debo decir que aún sobraba algo de espacio para haber metido algún extra o algo por el estilo. 

En definitiva, una serie muy interesante para aquellos que disfrutamos con este tipo de historias, estoy deseando que la segunda temporada de Ladrón de ladrones llegue a mis manos.