Hulk ha sufrido, durante su larga vida, numerosos exilios (voluntarios y obligados) que le han alejado de sus allegados y amigos, y que incluso le han llevado más allá del planeta Tierra. Uno de ellos fue la etapa de Bill Mantlo y Sal Buscema en la que el goliat verde, más monstruo que hombre puesto que Bruce Banner era incapaz de controlar a la bestia que reside en su interior, fue expulsado por el Doctor Extraño a La Encrucijada, un lugar mágico donde confluían miles de mundos y donde la mole esmeralda debía encontrar su lugar en el universo. Recientemente Panini Comics ha reeditado aquella maravillosa etapa en un volumen recopilatorio.