Hilarante, crítica, una auténtica delicia en la que Ángel Sanchidrián se revela como el Terry Pratchet español con una deliciosa novela de fantasía en clave de humor: Tres Enanos y Pico, una auténtica delicia que no podéis dejar pasar. De ninguna manera.

"Tres Enanos y Pico" (Ángel Sanchidrián, Planeta)Tres Enanos y Pico 
Ángel Sanchidrián
Planeta
ISBN: 9788408171133
478 páginas
Rústica con solapas
17.90 €

Wifo Medroso es un joven estudiante, cobarde y enclenque, que realizará sus prácticas de Enanología en la ciudad de Villa Trifulcas. Hasta aquí podría parecer una historia anodina y sin ningún interés. ¿Pero habría sido escrita si lo fuera?

Mientras el becario estudia las costumbres de los enanos, el mundo se encamina hacia el desastre.

Elfos racistas y xenófobos, una banda criminal dirigida por un niño de ocho años, enanas homicidas, políticos corruptos, trolls, orcos, guerreros errantes, ogros y magos, bosques encantados, reinas, asesinos, peleas, palizas, asedios y batallas, mentiras, secuestros, amenazas, un burro guardaespaldas y, aunque parezca increíble, mucho mucho más.

¿Qué podrá hacer Wifo, en medio de este follón, para salvar su propia vida y la de los enanos?

Aunque no era consciente de ello cuando leí la nota de prensa de Tres Enanos y Pico que me envió Planeta yo ya conocía a Ángel Sanchidrián de los sesudos análisis en clave humorística que éste realiza en Facebook y que, en numerosas ocasiones, me ha provocado más de una carcajada, y de dos. Por cierto que muchos de esos “sesudos análisis” se publicaron en el libro Sinopsis de cine, que no es que me lo vaya a leer, es que es el siguiente en la pila de lectura. Ni qué decir tiene que La Luisi también está en la lista y que he comenzado a acosar a Ángel Sanchidrián en Facebook para que publique una secuela de Tres Enanos y Pico y/o cualquier otro libro más, es lo que tiene no tener filtro: sólo quiero seguir riendo tanto como con esta maravilla de libro que me ha parecido un más que sincero homenaje a Terry Pratchett.

Como os decía: no sabía qué Ángel era el autor de Tres Enanos y Pico, y eso que le sigo en Facebook, pero yo paso de leer el nombre del autor del escrito que me está haciendo carcajearme (sí, sí, lo sé, no está bien) pero cuando recibí una nota de prensa sobre Tres Enanos y Pico y comencé a leer de qué trataba el libro… amor a primera vista, especialmente al leer las citas que recomendaban Tres Enanos y Pico, de entre la que destaco esta:

“Yo no entiendo estas cosas que escribes, hijo, pero si a ti te gustan…”
(La madre del autor)

Como veis toda una declaración de intenciones de que lo que va a primar en Tres Enanos y Pico no es otra cosa sino el humor y la parodia, pero sin dejar de lado la crítica social y política que Ángel Sanchidrián realiza en el libro en clave de fantasía, y es que con humor las cosas entran mejor, ¿verdad? Pues lo mismo sucede con toda la historia de Tres Enanos y Pico, el humor de Sanchidrián (que no puedo impedir que me recuerde al Gran Terry Pratchett de MundoDisco, te añoramos Terry) hace que las aventuras de Wifo Medroso en Villa Trifulcas y aledaños me haya hecho carcajearme en numerosos momentos durante la lectura, dejándome con ganas de más, por eso caerán Sinopsis de Cine y La Luisi, aunque, no lo negaré, el cinismo de algunos personajes, especialmente de los “políticos”, hace que te entre una mala hostia que saldrías a la calle a dar sopapos por lo tontos que llegamos a ser. Pero, en fin, que estábamos aquí para hablar del humor de Sanchidrián que, os lo aseguro, os conquistará de la primera palabra a la última.

Por cierto que todo áquel que haya jugado a rol e interpretado a personajes élficos, enanos, etc, seguramente convendrá conmigo en que, sí, precisamente así son los enanos, los auténticos protagonistas de Tres Enanos y Pico, los elfos, trolls, etc. Es una recreación de las mejores “virtudes” de los enanos (sólo se dedican a pelearse, beber, comer y trabajar en la mina, siendo la comida opcional) en una inmersión cultural que os arrancará las carcajadas una tras otra.

Si el humor nos permite algo (a veces porque hay que ver cómo se han puesto el PP y algunos fiscales y jueces) es el criticar la actualidad con una sonrisa en la boca, decir, a las claras, que vivimos en una sociedad de mierda, egoísta, que se preocupa por los demás de boquilla y que, en realidad, no deja de ser una pelea en la que lo importante es ser el que da los golpes y no el que los recibe. Pero que sí, que aunque vivamos en esa sociedad es mejor afrontarlo con una sonrisa en la boca. Lo siento si os parece duro, culpad a Ángel Sanchidrián de esta reflexión mía, pero os aseguro que, aún con el humor, la reflexión es la que es, por mucho lenguaje humorista-costumbrista con que se adorne: la crítica de Sanchidrián es rotunda y el hecho de que se produzca bajo el disfraz de la fantasía un acierto, como ya demostró Pratchett con MundoDisco.

Pero no os preocupéis porque Tres Enanos y Pico tiene diferentes niveles de lectura y el que quiera abstraerse de la crítica social y política podrá hacerlo mientras se carcajea, sin remisión. De verdad, es así de bueno.

En definitiva, que sin darme cuenta y en apenas 24 horas he devorado un libro de casi 500 páginas que tiene a mis socios y amigos haciendo fila para que les deje Tres Enanos y Pico (¡ni de coña! ¡Y que me lo estropeen!). Y lo que no saben es que me estoy planteando una relectura porque, estoy seguro, aún lo disfrutaré más. No se os ocurra no leer este libro.