Si hace unos días os ofrecíamos la reseña de Wanted de Vic en esta ocasión nos toca daros el punto de vista de alguien que no ha leído el comic y que, por lo tanto, no tiene unas expectativas altas.


****
Título original: Wanted
País: Estados Unidos
Fecha de estreno en USA: 27 de junio de 2008
Fecha de estreno en España: 12 de septiembre de 2008
Duración: 110 min.
Género: Acción
Reparto: James McAvoy, Dato Bakhtadze, Terence Stamp, Common, Thomas Kretschmann, Angelina Jolie, Kristen Hager, Marc Warren, David O’Hara, Morgan Freeman, Konstantin Khabensky
Guión: Derek Haas, Michael Brandt, Chris Morgan
Distribuidora: Universal International Pictures
Productora: Universal Pictures, Marc Platt Productions, Spyglass Entertainment, Stillking Films, Bazelevs Production, Relativity Media, Kickstart Productions, Ringerike Zweite Filmproduktion, Top Cow Productions
Dirección artística: Jan Soufek, Patrick M. Sullivan Jr., Tomas Voth
Diseño de Producción: John Myhre
Fotografía: Mitchell Amundsen
Montaje: Dallas Puett, David Brenner
Música: Danny Elfman
Productor: David Minkowski, Iain Smith, Jared LeBoff, Jason Netter, Jim Lemley, Marc E. Platt, Matthew Stillman, Sally French
Productor ejecutivo: Adam Siegel, Gary Barber, J. Geyer Kosinski, Marc Silvestri, Roger Birnbaum
Vestuario: Varvara Avdyushko

En ocasiones se produce un estreno que por alguna extraña razón o quizás por razones muy concretas que luego trataré de analizar se convierte en la película de moda. Es lo que está pasando con “Wanted”, de la que todo el mundo habla bien y que hay que ver aunque sólo sea por tener una opinión de ella.

Está claro que estamos ante una película que no te deja ni un segundo de respiro, con un ritmo narrativo y visual imparable de principio a fin que la convierte en un entretenimiento de primera, lo que yo me pregunto es por qué está impactando en el público de la manera que lo está haciendo. Me resulta extraño porque no ha inventado nada. Todo estaba ya en el cine previamente y películas que usaron recursos similares no tuvieron tan buen recibimiento. ¿Se trata sólo de una cuestión de modas, de oportunismo, de dar con lo que el público quiere ver en un momento concreto? ¿será que Angelina Jolie pegando tiros a diestro y siniestro da mucho morbo?

Para empezar propone unas “normas del juego” que se basan en el rizo de lo imposible. Es decir, de un tiempo a esta parte, gracias a las posibilidades que ofrecen los efectos especiales el cine ha entrado en una dinámica de “más difícil todavía” que lo está llevando a cotas insospechadas de espectacularidad pero siempre desafiando lo real. Es imposible ver las balas con efecto de “Wanted” y sus imágenes “al ralentí” sin acordarse de “Matrix» con la diferencia de lo que en aquella era realidad virtual aquí se incorpora al mundo real (¿qué dirán ahora acerca de la verosimilitud los detractores de “Matrix» cuando alucinen con los efectos de las balas o los choques entre ellas?) y es imposible ver las imágenes aceleradas y ralentizadas de esta película sin recordar otras muchas que se han ido estrenando a lo largo de los últimos ¿diez años? Por así decirlo “Wanted” reutiliza diversos recursos visuales para conseguir ser visualmente lo más impactante posible. Esto me parece bien y mal a la vez. Está bien porque te deja clavado en tu butaca con cada imagen, pero me parece mal porque el cine de acción se está convirtiendo exclusivamente en eso, en un disfrute por y para los sentidos, sin más y la emoción me parece tan importante como el impacto visual. Ambas deben ir unidas.

“Wanted”, al menos y a diferencia de otras películas similares, tiene además un argumento interesante y unos giros de guión realmente conseguidos y por eso creo que está llamando especialmente la atención, pero ¿qué pasará con la multitud de películas que sigan su estela y descuiden lo esencialmente argumental? ¿qué pasará cuando importe más sobrecoger al espectador con lo que ve en pantalla que emocionarlo con los personajes y sus inquietudes, sus problemas, sus tensiones? Pues pasará que las películas de acción serán planas, las verás y te olvidarás de ellas nada más salir del cine. ¡¡¡Por Dios, ¿por qué hablo en futuro, no está pasando ya eso?!!! Es decir, “Wanted” representa lo mejor y lo peor del cine actual de acción en el que, y comparando con los ochenta, importa más cómo Angelina Jolie se retuerce en una posición imposible para sortear un túnel porque impacta visualmente que el que eso sea verosímil como en su día importaba más como Mel Gibson ponía de los nervios a Danny Glover en medio de un tiroteo que el que eso fuera algo con lógica.

A lo que voy es que sí, que “Wanted” te proporciona casi dos horas de montaña rusa audiovisual y que el cine también es eso y lo viene siendo desde sus comienzos, que entras en la sala y sales de ella un buen rato después sin notar que ha pasado tanto rato y con los ojos como platos por lo que has visto, pero que a la postre lo que la hace especial no son los efectos visuales ni las balas que hacen efectos (joer, no sé qué terminaremos por ver jaja) sino sus actores porque ¿Os habéis preguntado si os gustaría tanto si no estuvieran Angelina Jolie, Morgan Freeman y sobretodo James McAvoy? De hecho estoy convencido que el cocktail funciona con todos los ingredientes y con un McAvoy que está grandioso en su papel protagonista consiguiendo darle una dimensión emotiva y real a lo que es puramente inverosímil que es la que consigue que nos identifiquemos con él y participemos activamente en esta formidable atracción de feria, porque es esencialmente eso en lo que se convierte el cine con esta película para suerte de los que quieran precisamente eso y para desgracia de los que no.

Y por una vez, id al cine para ver un espectáculo visual de primera porque será la forma en que los disfrutaréis a tope. Sin más.