“La serpiente de agua” (Tony Sandoval, Dib·buks)

Hay obras que entran por los ojos. Al margen de la historia que cuenten, del formato en la que se publiquen, del autor que la firme, del prólogo que la anteceda, de las críticas que la elogien, hay trabajos que seducen al potencial comprador por un estilo gráfico singular, distinto al resto. Y en aquel momento sucede lo que Anatole France había predicho: “Cuando se ve una cosa bella, se quiere poseerla. Es una inclinación natural que las leyes han previsto“. Mila y Agnes se descubren alrededor de un río, en un hermoso día de verano. Lo especial es...

Leer Más