Si hay una serie del momento, y obviamente, del verano, esa es, sin duda alguna, «Stranger Things«, la miniserie obra de los hermanos Matt y Ross Duffer, que recientemente estrenó Netflix y que está en boca de todos. Y con razón.

stranger_things_tv_series-875025085-largeStranger Things
Título original: Stranger Things (TV Series)
Director: Matt Duffer, Ross Duffer, Shawn Levy
Guión: Matt Duffer, Ross Duffer, Jessica Mecklenburg, Justin Doble, Alison Tatlock, Jessie Nickson-Lopez
Música: Kyle Dixon, Michael Stein
Fotografía: Tim Ives, Tod Campbell
Reparto: Winona Ryder, David Harbour, Finn Wolfhard, Millie Bobby Brown, Gaten Matarazzo, Caleb McLaughlin, Natalia Dyer, Charlie Heaton, Matthew Modine, Noah Schnapp, Cara Buono, Joe Keery, Rob Morgan, John Reynolds, Joe Chrest, Ross Partridge
Productora: Netflix / 21 Laps Entertainment
Género: Serie de TV. Thriller. Terror. Fantástico. Drama | Sobrenatural. Secuestros / Desapariciones. Años 80
Sinopsis:
Serie de TV (2016). 8 episodios. Homenaje a los clásicos misterios sobrenaturales de los años 80, Stranger Things es la historia de un niño que desaparece del mapa sin dejar rastro. En su búsqueda desesperada, tanto sus amigos y familiares como la policía local se ven envueltos en un enigma extraordinario: experimentos estatales ultrasecretos, fuerzas paranormales terroríficas y una niña muy, muy rara. (FILMAFFINITY)

Seguramente Stranger Things sea la serie del verano, sino la del año, y es que el trabajo de los hermanos Duffer está siendo tan bien recibido que es, indudablemente, uno de los títulos más frescos con el que pasar las calurosas horas veraniegas. Sea como fuere Stranger Things es la serie del momento, con permiso de Juego de Tronos.

Stranger Things se basa en la desaparición de Will, un joven adolescente al que dan por muerto tras encontrarse su bici cerca de su casa y de una peligrosa cantera. Naturalmente sus amigos no se dan por vencidos, ni tampoco lo hará su madre (Winona Ryder), que deberán luchar contra viento y marea para que su propia familia y vecinos crean que Will no ha muerto y que hay un monstruo suelto por Hawkins.

stranger_things_tv_1

La atrevida mezcla de referencias ochenteras es, prácticamente, inabarcable, y es que los hermanos Duffer han tirado de todo lo humanamente posible para reflejar, con exactitud, el espíritu de esa América que nunca fue, pero que tan bien nos vendió el cine de los años 80. Pero no contentos con ello van más allá y las referencias culturales a los 80 se suceden, una tras otra, aunque reconozco que integrar el Dungeons & Dragons eso… me llegó al corazoncito.

El trabajo de dirección de Matt Duffer y Ross Duffer es para quitarse el sombrero, la serie tiene su propio estilo, pero sin dejar de recordarnos esa época y manteniendo su propia personalidad, imagino que la fotografía de Tim Ives y Tod Campbell les habrá ayudado muchísimo, de cualquier forma en este aspecto no hay queja alguna.

stranger_things_tv_3

En cuanto a los personajes, he leído muchas críticas a que Winona Ryder sobreactúa… vamos a ver, no estoy de acuerdo, para empezar se le está pidiendo una actuación propia de una madre histérica de los 80… alguien a quien le han arrebatado a su hijo y que, a pesar de la aparición de su cuerpo (porque el cuerpo aparece ¿eh? Y hay entierro, y aún así ella cree que su hijo Will está vivo, así que una de dos: o ella misma sabe que se está volviendo loca… o no se está volviendo loca y los locos son los demás por no creerla, por locura que parezca), aún lo da por vivo por las señales (telefónicas y eléctricas) que recibe. Sí, estoy seguro de que una actuación más comedida era lo que le pegaba al personaje de la madre [sarcasmo]. Y, un punto más a mi favor: los hermanos Duffer no sacan a un sólo personaje «guapo», Winona es envejecida, desmaquillada, su pelo vuelto del revés… habría que ver lo que dirían esas críticas si saliese tan guapa como se la ve en esta foto (arriba).

En cuanto al cuarteto de amigos… mi favorito es Desdentao (Gaten Matarazzo), no soporto a Finn Wolfhard (el supuesto prota), me molesta que Caleb McLaughlin sea el personaje “chungo criado en el barrio” (¿porque es negro ya tiene que ser el chungo?) y, finalmente, pobre Noah Schnapp (Will) se merece más pantalla, pero… es lo que hay. Por cierto, el añadido de Millie Bobby Brown como Eleven es todo un acierto que aporta dinámica al grupo de amigos y que sirve de advertencia: llega la adolescencia, las chicas y entonces es más difícil seguir siendo tan amigo de tus amigos.

stranger_things_tv_2

Otro personaje que se sale en Stranger Things es el sheriff interpretado por David Harbour, entre él y Millie Bobby Brown (Eleven) hay cierta química y, sinceramente, me gustaría un happy end para ambos personajes. Padre e hija, sería lo ideal, y es que el personaje de Harbour se lo merece porque… bueno, las ha pasado casi tan canutas como Eleven… sino más.

strangerthingsLo que no soporto es toda la trama de Natalia Dyer y su noviete… de hecho, por favor, hagamos colecta y que la Dyer COMA algo, por dios, da grima verla, está más delgada que… bufff, grima. Di que los dos pretendientes que tiene la Dyer son de los que dan grima, el uno por chulito-matón y el otro por mirón (Charlie Heaton). Posiblemente esta sea la parte, la romántica, que peor llevada está en Stranger Things, por un lado porque el supuesto interés romántico, la Dyer, en ningún momento se antoja hermosa (y menos cuando se desnuda delante del poster de una de esas mujeres realmente sexis de los años 80, de esas que tenían CURVAS y no parecían PERCHAS), y sus pretendientes son… en fin, lo dicho a cada cual peor.

Por cierto, Matthew Modine se sale en el papel de malo cabrón sin un resquicio de humanidad, un “malo” que no provoca simpatía alguna y al que deseamos que el Demogorgon atrape de una santa vez.

Lo que más os va a molar es jugar a pescar referencias, ET, Star Wars, Dungeons & Dragons, Alien, Los Goonies… es igual qué película, libro, videojuego o canción se os ocurra: estará referenciada. Y es que los hermanos Duffer han sabido hacer lo que hizo Ernest Cline con Ready Player One y Armada: rescatar los años 80 y traerlos de vuelta al siglo XXI. Es imposible que no guste.

Para acabar os diré que me encantó el final navideño, ¿los Gremlins?, y me gustó ese detallito chungo del final que nos da esperanzas de volver a saber de este quinteto de amigos (sí, son 5 amigos)… aunque… ¿diez años después? Eso sí sería original, cada temporada una década, y siempre pueden hacer la precuela en los 70… Lo que está claro es que no debéis perderos Stranger Things