Dos patinazos. Primero: El cortometraje dirigido por Shia LaBeouf que presentó en el Festival de Cannes del 2012 era un plagio de una historia de Daniel Clowes titulada «Justin M. Damiano». Segundo: Las disculpas al creador de «Ghost World» a través de Twitter también eran un plagio de una respuesta en Yahoo! Answers («Copiar no es particularmente un trabajo creativo. Estar inspirado por la idea de otra persona, y producir algo nuevo y diferente sí lo es«).