Harrison Ford, Alec Baldwin o Ben Affleck habían ofrecido su rostro con anterioridad al analista de la CIA creado por el escritor norteamericano Tom Clancy, coleccionista de bestsellers, que falleció el pasado 2 de octubre de 2013. El relevo del personaje le corresponde ahora a Chris Pine. ¿Tendrá suficiente gancho? Lo dudamos…

El escritor de bestsellers norteamericano Tom Clancy falleció el pasado 2 de octubre de 2013 en Baltimore, a los 66 años. Terrorismo, espionaje y guerras eran la especialidad de Clancy, cuyos trabajos más destacados, siempre en las listas de los más vendidos, fueron “La caza del octubre rojo”, “Juego de patriotas”, “Pánico nuclear” o “Peligro Inminente”. Muchos de ellos, protagonizados por el ex-agente de la CIA Jack Ryan, se adaptaron a la gran pantalla.
La nueva aventura del agente de la CIA Jack Ryan, que con anterioridad había lucido el rostro de Harrison Ford, Alec Baldwin o Ben Affleck, es “Jack Ryan: Operación Sombra” (“Jack Ryan: Shadow Recruit”), y cuenta con Chris Pine (“Star Trek”, “Imparable”) para el papel protagonista.
Dirigida por el británico Kenneth Branagh (“Enrique V”, “Thor”, “Hamlet”, “Mucho ruido y pocas nueces”, “Frankenstein”,…), a partir de un guión de Steve Koepp y Adam Cozad, cuenta con Kenneth Branagh, Kevin Costner y Keira Knightley en el reparto, y pretende acercarse a la estética y el ritmo de las nuevas películas de James Bond con Daniel Craig o la saga de Jason Bourne.
Jack Ryan aquí un antiguo marine que en la actualidad es agente de bolsa de Wall Street, hasta que es contratado por un multimillonario ruso para ser su consultor financiero. Durante el período que pasa realizando esta misión, el protagonista se verá involucrado en una trama terrorista que pretende devaluar la moneda estadounidense y como consecuencia, destruir todo el sistema económico del país. Jack hará todo lo que esté en su mano para salir con vida de este complot terrorista. (www.operacionsombra.es)

{youtube}lUJtx7H-unM{/youtube}