¡Por fin en nuestras manos! Después de semanas y semanas de hype por fin podemos comenzar a disfrutar del trabajo de Jonathan Hickman y R.B. Silva en «Potencias de X«. Una maravilla.

Potencias de X 1      
Edición original: Powers of X 1 USA
Fecha de edición: noviembre de 2019
Guión: Jonathan Hickman
Dibujo: R.B. Silva
Color: Marte Gracia
Formato: Grapa, 56 págs. Color.
4,75€

La revolucionaria nueva dirección de La Patrulla-X de manos de Jonathan Hickman. Esta serie revela el pasado secreto, el presente secreto y el futuro secreto de los mutantes, cambiando la manera en la que los has visto, los ves y los verás. No puedes perderte este momento crucial de la vida de La Patrulla-X.

Si en Dinastía de X estamos asistiendo al presente más actual de los mutantes, a cómo deben unirse en Krakoa y prepararse para protegerse de la Humanidad de una vez, es decir, vemos cómo sus planes parecen estar cobrando un éxito sin precedentes, en Potencias de X (o Potencias de 10, y es que Hickman le saca partido a todo) lo que veremos serán 4 momentos: el año 0 (10 elevado a 0), con Charles Xavier que acaba de tener su sueño aunque una jovencita se le acerca y le permite leer su mente para que todo cambien, el año 10 (diez elevado a uno, o lo que es lo mismo X elevado a 1), con la Patrulla-X luchando contra los conflictos iniciales, el año 100 (diez elevado al cuadrado) con pocos mutantes supervivientes que luchan en un escenario más propio del Días del Futuro Pasado y el año 1000 (diez elevado al cubo), cuando no sólo los mutantes viven en cautividad o ni siquiera viven sino que la propia humanidad se ha visto recluida a prácticamente una ínfima expresión.

Estoy especialmente enamorado del trabajo que Jonathan Hickman está desarrollando en Casa de X y en Potencias de X, en concreto en esta serie Hickman nos está dibujando el poco halagüeño futuro que le espera a los mutantes y a la humanidad, que en su loca carrera por acabar con los mutantes éstos también definirán su final a manos de las máquinas, por primera vez (creo) se introduce en el destino de la humanidad también un concepto catastrófico ( ya me parece bien, no puedes realizar un genocidio y que luego éste no te acabe dando una lección) que demuestra hasta dónde han llegado los humanos en su desesperación y odio.

A lo largo de 12 números, 6 en cada miniserie, Hickman nos va a ir dando los detalles de una maravillosa historia a la altura de lo mejor que los mutantes hayan ofrecido nunca (aunque aclaro que me refiero a en “cortas distancias”, la etapa de Claremont seguirá siendo mítica e insuperable) que redefinirá a la franquicia mutante de arriba abajo, dotándola de un nuevo propósito y, lo que es más, ofreciendo, al menos de momento, 12 números épicos que, con subida de grapa de Panini o no, ¡NO OS PODÉIS PERDER!

Para colmo en Marvel se empeñaron en que Hickman estuviese muy bien acompañado en el apartado gráfico y si bien en Dinastía de X tenía al magistral Pepe Larraz aquí, en Potencias de X, es R.B. Silva el encargado de ilustrar sus palabras y es muy de agradecer que Silva tenga un estilo similar al de Larraz, lo que dota de consistencia a ambas series, y que también derive, como Larraz, a un estilo heredero del talento de Stuart Immonen. ¡Poco más se les puede pedir! Por cierto, muy bien acompañado, al igual que Pepe, al color por Marte Gracia, gran responsable de dotar de coherencia a ambos títulos.

En cuanto a la edición de Panini hay que decir que tenemos dos ediciones de este mismo número, una “de batalla”, que es la mía, y que sale por el “económico” precio de 4,75 euros mientras que la edición “de lujo” nos ofrece, por 1,25 euros más, por una portada ligeramente más rígida, sinceramente, para esos lujos me espero al volumen y me cojo la grapa ahora (cuando suban los precios, otra vez, es cuando ya consideraré hacerme con una única opción: o grapa o tomo).

En definitiva, Potencias de X (Potencias de 10), es uno de los tebeos del año y junto a Dinastía de X es de compra obligada y de lectura apasionada.