Tal y como Walt Disney Pictures se temía, la película “John Carter” de Andrew Stanton está resultando un fracaso, y la productora ya ha estimado que tendrá unas pérdidas de unos 200 millones de dólares en el primer trimestre del 2012, para una producción con 250 millones de presupuesto. La Disney confía en “Los Vengadores” y “Brave” de Pixar para compensar las cifras.