Marvel Comics es conocida por publicar todo tipo de productos específicos para momentos especiales, ya sea una galería indecorosa de sus personajes posando en trajes de baño en «Marvel Swimsuit» o bien una delicia como este calendario de adviento que lleva por título «Merry X-Men«.

Merry X-Men: Calendario de Adviento
Autores: Charles Soule, Chris Claremont, Joss Whedon, Shawn Crystal, Terry Dodson, David López, Pere Pérez, Chip Zdarsky
Editoriales: Panini Comics
Título original: The Merry X-Men Holiday Special
ISBN 9788413342191
Cartoné, 64 páginas
24×34 cm, color
Precio: 18,00 euros

Veinticinco cuentos mutantes de Navidad, uno por cada día del 1 de diciembre al 25 de diciembre! ¿Qué hace Magneto por Hanukkah? ¿Cómo es la primera Navidad de Pícara y Gambito después de casarse? ¿Júbilo domina como nadie los centros comerciales en vacaciones? Estas preguntas y más se responden en una celebración navideña que dura todo el mes!

Hay ocasiones en las que Marvel nos sorprende con productos como este Merry X-Men. Calendario de Adviento en el que se recupera el espíritu que hizo triunfar a la Patrulla-X (con personajes con emociones y sentimientos, humanos, aunque mutantes, ¿quién no recuerda los partidos de baseball que solían jugar los mutantes en familia en el pasado?) y posteriormente olvida todo lo aprendido con ese nuevo proyecto y vuelve a ofrecernos una etapa insulsa y que deja de lado todo lo bueno y fresco que había sucedido anteriormente.

A lo largo de más de 24 páginas se nos va presentando una historia que se corresponde a un día determinado de diciembre hasta alcanzar la Navidad, así veremos historias cortas de nuestros mutantes favoritos.

En el caso de Merry X-Men. Calendario de Adviento la premisa es realmente sencilla: historias cortas de una página en la que se da rienda suelta a los sentimientos navideños y en la que el amor, la amistad o la familia son lo más importante de todo. En concreto Jubilo y su hijo deberán hacer frente a su secuestro y encontrar la manera de regresar junto a la Patrulla-X y descubrir quién es su misterioso captor (algo en lo que vuelven a tirar de la nostalgia) y entre tanto se nos van ofreciendo distintas historias breves por las que van pasando los mutantes principales (con excepción de Lobezno y Cíclope que, cuando salió este cómic en USA, aún estaban muertos).

Desde que este cómic fue publicado a principios-mediados de 2019 Panini se lo ha guardado para publicarlo en unas fechas especiales, las navideñas, como corresponde y aunque ahora mismo la franquicia mutante está viviendo un sueño bajo la batuta de Jonathan Hickman en Merry X-Men encontramos, quizás, lo único que le falta al trabajo de Hickman: tener unos personajes más humanos, y es que éste anda inmerso en la grandísima historia que nos está presentando y quizás esté dejando de lado un toque humano que aquí está más que explotado.

24 guionistas y 20 dibujantes componen el plantel de Merry X-Men y la verdad es que todos hacen un grandísimo trabajo, incluso Chris Claremont se anima a ofrecernos una preciosa historia con una semilla para el futuro que ya no será (al menos por el momento, pero que pintaba interesante con una mutante optando a ser Presidenta de los Estados Unidos), o Chip Zdarsky, quien guioniza y dibuja una historia, o el siempre gran trabajo de dos talentos como David López y Pere Pérez. En general: es un gran tebeo para estas fechas.

La edición de Panini es, además, majestuosa, con un tamaño de 24 por 34 centímetros supera a muchos tebeos de la BD y se erige en un regalo navideño perfecto.

En definitiva, puede que las historias de este Merry X-Men no vayan a cambiar la franquicia, pero son un tributo a la nostalgia en la fecha perfecta para ello: la Navidad.