Enero de 2016 ha sido el mes escogido por Panini Cómics para sustituir el checklist promocional que se repartía en las librerías (y por internet) por una revista informativa que hereda el título de la clásica Marvel Age para ahondar en la idea de que Panini Cómics es Marvel en España y para entregarnos un mensaje tardío “estamos en la Era Marvel”… algo que en España siempre hemos sabido.

Marvel-Age-1-1

El caso es que desde este mismo mes de enero podéis encontrar en las librerías especializadas ejemplares gratuitos de esta revista en la que, no nos engañemos, se promocionan los productos Marvel… pero como a todos nos gustan los productos Marvel pues pasa que Marvel Age se agota, así que daos prisa o aprovechad para descargar Marvel Age desde la web de Panini.

¿Y que nos ofrece? Pues una sección regular llamada Daily Bugle (noticias breves, como breve es la sección, demasiado breve), una entrevista a Mar Waid con motivo de su próximo trabajo en Los Vengadores, otra a Al Ewing por su trabajo en Nuevos Vengadores, otro Daily Bugle (dedicado a la presencia de Marvel en la gran pantalla), otra entrevista a un guionista de los Vengadores: Gerry Duggan en Imposibles Vengadores (hay mes-Vengador por lo que parece), el checklist de marzo (sí, ojo, el checklist de Marvel Age será el de 2 meses más allá) y una mega entrevista a Brian Michael Bendis con motivo de su trabajo en la serie de Iron Man.

Además se incluye Panini Confidencial, una mini-sección para promocionar el resto de material de Panini Cómics (no sólo de Marvel vive el hombre) y que está dedicada al genial Walter Simonson y su trabajo en Star Slammers, integral que publicará Panini en marzo (impresionante).

En líneas generales Marvel Age es una más que necesaria “adquisición”, tiene que mejorar su formato, ofrecer más información aparte de entrevistas, mejorar la sección de noticias breves (para que puedan incluir más noticias) y mejorar un poco su maqueta, pero Marvel Age es, sin duda, un fijo en vuestras compras mensuales. Nadie puede dar más por menos y, a pesar de los “peros” que le pongo, es sumamente recomendable.

marvelage-1-intro