Llegamos al final de la trilogía «Luna» de Ian McDonald con «Luna Ascendente«, una vibrante novela con un final abierto e impactante que deja en todo lo alto las espadas.

Luna Ascendente / Luna 3 
Ian McDonald
Nova
ISBN: 9788417347246
400 páginas
Rústica con solapas
21.90 €

Un centenar de años en el futuro se libra una guerra entre los Cinco Dragones, las cinco familias que controlan las principales empresas industriales de la Luna. Todos los clanes se desviven por trepar hasta lo más alto de la cadena alimentaria con estrategias como matrimonios de conveniencia, espionaje industrial, secuestros y asesinatos masivos.

Gracias a su ingeniosa manipulación política y a su fuerza de voluntad, Lucas Corta consigue emerger de las cenizas de su empresa destruida y hacerse con el control de la Luna. Y la única persona que puede pararlo es una célebre abogada lunar: su hermana Ariel.

Ian MacDonald nos hace partícipes de la última batalla de los Dragones por la soberanía absoluta en el trepidante final de la trilogía «Luna».

La trilogía de Luna, originalmente lanzada como una bilogía, llega a su fin en Luna Ascendente, continuando los acontecimientos narrados en las dos entregas anteriores sin salto temporal alguno entre libro y libro Ian McDonald se lanza a explorar la compleja guerra entre los Corta, absolutos protagonistas de la trilogía, y los Mackenzie, aunque otras familias como los Sun adquieren relevancia e importancia cuando se descubre su participación en el ironfall y en la caída de los Corta. Pero lo que los lectores estábamos esperando: la venganza de los Corta, llega por fin y en Luna ascendente la veremos en su máximo esplendor en un conflicto sorprendente y que se vino cuajando en los anteriores libros.

Ian McDonald recibió muchas críticas que decían que estábamos ante “Juego de Tronos en la Luna”, pero él prefirió calificar esta trilogía como «Game of Domes» y «Dallas in space» y lo cierto es que aquellos que recordamos Dallas, la original, no la nueva, podemos coincidir con un McDonald que cita sus referencias con criterio aunque también se hayan establecido serias comparaciones entre los Corta y los Stark y es que las dinastías lunares recuerdan y mucho a Canción de Hielo y Fuego, especialmente por la enorme construcción de personajes que realiza el autor galo-escocés.

Aún con todo el trabajo de Ian McDonald es más que notable, no deja de decir y de mostrarnos que “la Luna tiene mil maneras de matarte” y aunque Robert A. Heinlein lo expresó mejor (La Luna es una cruel amante, idea que siguió John Varley en el Globo de oro) McDonald le saca todo el jugo a la idea con las luchas dinásticas que nos mostrará a lo largo de la trilogía y que en Luna Ascendente y que tendrá a Lucasinho como un peón, a Ariel y Lucas como protagonistas, a la nueva Mano de Hierro como espectador con poca acción y a los McKenzie como los malos de la película.

La parte “mágica” está cubierta por la afección lobuna de Wagner Corta y el sadismo en Bryce Mackenzie, dejando para Luna Corta y Vidhya Rao la mística y para Darius Mackenzie y Denny Mackenzie la lucha política a la que pronto se sumarán los Corta.

Aunque en Luna Ascendente hay tramas que quedan huérfanas o a medio gas es muy sospechoso lo que sucede con Marina Calzaghe y es que su trama sobra por completo o bien nos hace presagiar una cuarta novela (ojalá) o que, como mucho, nos hace esperar con ansía la novela corta The Menace from Farside, que seguramente cierre alguna de esas tramas que el final del libro nos deja.

Sea como sea esperemos que la CBS se anime a adaptar la trilogía Luna a la pequeña pantalla porque eso nos permitirá disfrutar de un espectáculo que está hecho a medida para atrapar al espectador.

En definitiva, la trilogía de Luna es realmente recomendable, aunque quede algún que otro cabo suelto y el final sea abierto el viaje ha merecido absolutamente la pena.