¡Al fin se estrenó la tercera película de los Vengadores, “Infinity War“! He aquí mi opinión de la misma, con algún que otro spoiler. Por lo tanto, recomiendo encarecidamente a los lectores que no la hayan visto y tengan la intención de verla, que no lean lo que escribo a continuación.

Los Vengadores. Infinity WarLos Vengadores. Infinity War
Título original: Avengers: Infinity War
Productora: Marvel Studios
Dirección: Anthony Russo, Joe Russo
Guion: Christopher Markus, Stephen McFeely (Cómic: Jack Kirby, Jim Starlin)
Música: Alan Silvestri
Fotografía: Trent Opaloch
Reparto: Robert Downey Jr., Chris Hemsworth, Benedict Cumberbatch, Chris Evans, Mark Ruffalo, Scarlett Johansson, Chris Pratt, Tom Holland, Josh Brolin, Elizabeth Olsen, Chadwick Boseman, Pom Klementieff, Terry Notary, Dave Bautista, Karen Gillan, Tessa Thompson, Zoe Saldana, Gwyneth Paltrow, Tom Hiddleston, Cobie Smulders, Paul Bettany, Sebastian Stan, Peter Dinklage, Samuel L. Jackson, Benicio del Toro, Danai Gurira, Benedict Wong, Anthony Mackie, Don Cheadle, Idris Elba, Vin Diesel, Bradley Cooper, William Hurt
Duración: 156 min.

Más que nunca, conocer el desenlace o algunos detalles de la misma, puede agriar la experiencia. También es recomendable haber visto las películas anteriores, tanto de Los Vengadores como del resto de superhéroes de Marvel que han acogido las salas de cine con regular cadencia.

Tuve la fortuna de ver la película en una sala entregada, con gente aplaudiendo los momentos más épicos de la proyección, que son unos cuantos. De esta manera uno se divierte más, y se sale más feliz de la sala.

Como si de un “Contest of Champions” se tratara, los héroes se alían en diferentes escenarios para acabar con la amenaza del megalómano Thanos, que pretende conquistar la Galaxia y diezmar a sus habitantes. Para ello hará uso del Guantelete del Infinito y sus poderosas gemas, algunas de las cuales debe arrebatar a la Visión o Doctor Extraño. Los Vengadores. Infinity War historia está inspirada en los cómics de ambientación galáctica guionizados por Jim Starlin en la década de los 80, y con Estela Plateada como protagonista en algunas de las historias.

Los Vengadores. Infinity War

En cuanto a su traslación cinematográfica, salvando las distancias, hay mucho y bueno que decir. El reparto es espectacular, y como tal, cada uno de los elegidos debe tener su momento de gloria y su cuota en pantalla. Uno de los aciertos de los directores, los hermanos Russo (y de los guionistas) es hilvanar las diferentes peripecias sin que la narración se resienta. Thanos es el personaje más carismático y el amo de la función, y diría que es gracias a él (y a sus esbirros de CGI) el que hace que no decaiga mi atención durante los 156 minutos que dura la película. Y es que la clave de todo esto es su larga duración, que procura una historia sólida donde cabe todo lo que se ha de contar e incluye momentos que dejan buen sabor de boca y se recuerdan tiempo después, frente a los momentos menos memorables, que también los hay. Y esos grandes momentos se encuentran en la parte final, sobre todo, que nos deja pegados al asiento y con ganas de que la segunda parte se estrene ya. Porque esto es una película en dos partes, con un cliffhanger descarado, impropio del medio en el que se ubica que es el cinematográfico. Por eso opino que esta película nos encantará a los fans, pero al público general no tanto (ojalá me equivoque).
NOTA de Vic: en efecto, Santi se equivoca (por suerte), y es que en el primer fin de semana Infinity War ha batido todos los récords de recaudación… sin contar con el mercado chino, ¡¡una salvajada!!

"Vengadores. Infinity War" (Hermanos Russo, 2018)

Esta escena sacada del tráiler tiene truco

Disfruté muchísimo viéndola, y alabo su propuesta y su hermetismo, frente a otras características menos afortunadas, como su poca imaginativa puesta en escena, la inclusión de un humor poco inspirado en momentos inadecuados, o su absurdez argumental. Pero es que así son los cómics, pura acción y adrenalina y situaciones al límite, y como dije antes, tener que lidiar con un reparto tan extenso también tiene sus ventajas, como es no permitir caer en el ridículo a los personajes alargando situaciones poco convincentes. Cabe destacar la importancia en el devenir de la historia de Thor, la Bruja Escarlata y La Visión y Gamora. Y mis favoritos, Mapache Cohete y Groot, y el Capitán América (cuya intervención no es tan relevante como se podría esperar).

Feige (el productor) nos leyó la mente a los aficionados, y yo mismo esperaba un momento final que se pareciera al apocalipsis que el Doctor Muerte causó cuando consiguió ser Todopoderoso, allá en las Secret Wars ochenteras. Quería ver a los héroes aniquilados, para que a partir de aquí y ya en la próxima película, regresaran con fuerzas renovadas. No es lo mismo, pero es algo muy parecido a la tragedia que se masca durante buena parte de la película y que a más de uno dejará flipado.

En resumen, Los Vengadores. Infinity War es una película interesante para los seguidores del cine super heróico y el cénit de la saga que Marvel Studios empezó 10 años atrás. Fuera de este mundo, una película de pura evasión sin nada especialmente rompedor.

Y como avisa el rótulo final, Thanos volverá. Y también todas nuestras elucubraciones.