Insulsa, aburrida, demasiado larga y para mi gusto innecesaria tercera entrega de la saga de “Los juegos del hambre” que sólo consigue que te quedes con las ganas de ver el final, pero que se podían haber ahorrado…..claro que entonces se quedaban sin el pastizal de la recaudación.
 
 
**
 
Título original: The Hunger Games: Mockingjay – Part 1.
 
País: EEUU.
 
Duración: 123 min.
 
Género: Acción, ciencia-ficción.
 
Reparto: Jennifer Lawrence (Katniss Everdeen), Josh Hutcherson (Peeta Mellark), Liam Hemsworth (Gale), Woody Harrelson (Haymitch), Elizabeth Banks (Effie), Stanley Tucci (Caesar), Julianne Moore (Alma Coin), Philip Seymour Hoffman (Plutarch), Jeffrey Wright (Beetee), Donald Sutherland (presidente Snow), Jena Malone (Johanna Mason), Sam Claflin (Finnick Odair).
 
Guión: Danny Strong y Peter Craig; basado en la novela de Suzanne Collins. Producción: Nina Jacobson y Jon Kilik.
 
Música: James Newton Howard.
 
Distribuidora: eOne Films Spain. 
 
Estreno en USA: 21 Noviembre 2014.
 
Estreno en España: 21 Noviembre 2014.
 
Calificación por edades: No recomendada para menores de 12 años.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Lamentablemente si te gustaron las dos primeras y quieres seguir el hilo no te queda más remedio que verla, pero eso cabrea todavía más porque te das cuenta que se han aprovechado literalmente de eso. Yo le recomendaría a todos los amantes de la saga que no paguen por ella, que es lo único que les interesa a los que la han hecho….que no nos tomen el pelo y que nos den algo a cambio de la entrada y no sólo humo.
 
 

 
 
 
La manía esta de alargar las sagas y añadirles un capítulo más por que sí, que nadie se engañe, no es por un interés artístico, no es para que la adaptación de la novela de turno sea más adecuada y no es porque realmente los argumentos lo exijan….es simple y llanamente porque hacer cuatro películas en lugar de tres como en este caso garantiza más dinerito en caja y en esta ocasión hasta algún videojuego con la escusa..
 
Si fuera para dar mayor empaque a la historia, para agasajar a los fans (y “Los juegos del hambre” tiene una legión de incondicionales sobretodo entre el público más joven) o para aprovechar la ocasión ofreciendo entretenimiento a lo grande (que es lo que pasa con “El Hobbit”) pues se entendería, pero en este caso. Por favor ¿Qué alguien me explique para qué han alargado “Los juegos del hambre” convirtiendo la última entrega en dos películas si no es para recaudar pasta? Y lo pregunto con un cabreo monumental porque no entiendo para qué ha servido esta tercera entrega filmando lo que han filmado, un poco de vergüenza torera al menos. Dadnos algo a cambio por lo menos.
 
Que no se me entienda mal, mantiene el formato de las dos primeras entregas, mantiene unos más que aceptable efectos visuales, una más que aceptable puesta en escena, una más que aceptable ambientación, todo está cuidado como se le presupone a una saga que está teniendo éxito y que cuenta con dinerito para que en pantalla todo luzca, se puede ver para seguir el hilo; pero ¿Nos toman por tontos? Desde luego yo lo soy porque he ido al cine a verla, muy a mi pesar viendo los resultados.
 
 
 
 
Me pone los pelos como escarpias saber que ha sido ya el mejor estreno en Estados Unidos del 2014 hasta la fecha en cuanto a números se refiere, aunque compruebas que el segundo puesto es para la última entrega de “Transformers” y, en fin, igual es hasta positivo que así sea.
 
Lo que nos cuentan en esta primera parte de Sinsajo se lo podrían haber despachado en media hora, creo que lo que más me ha gustado ha sido la pinta de malota de Natalie Dormer (Margaery Martell en la serie “Juego de tronos”) con ese pelo medio rapado y el tatuaje (¡¡¡Qué es una calcolmania, Ojo!!!) y poco más, en serio. Me ha parecido insulsa, desaprovechada, muy larga y aburrida y sinsentido. Es de esas películas que no es que estén mal hechas, es que te cabrean porque te sientes timado pagando la entrada. Ni siquiera la acción la salva como producto de entretenimiento (¡¡¡La escenita de las flechas con Katniss y Gale disparando a las naves, que es probablemente el plato fuerte en ese sentido, es sonrojante!!!).
 
Sólo espero ya que al menos la última entrega esté al nivel adecuado. No es que “Los juegos del hambre” me parezca una saga memorable, pero las dos primeras películas tenían su interés y hay un trasfondo interesante que tiene su miga. Ya veremos si logran estar a la altura que, francamente, empiezo a dudarlo.