Hoy es el Día de la Madre, y no hay ninguna una excusa para no celebrar a todas las mujeres, a las madres y a las que no lo son (porqué no pudieron o no quisieron) porqué todas ellas son hijas, y os recomendamos algunos cómics, libros y películas que hemos reseñado en ViaNews y que hacen referencia, de una manera u otra, a las madres y sus hijas.

El Día de la Madre es una de esas fechas que aparecen marcadas en el calendario cuando llega el mes de mayo. Se celebra el primer domingo del mes de mayo desde el año 1965, y por ese motivo en el año 2021 le toca hoy, 2 de mayo. Años atrás se celebraba el 8 de diciembre, coincidiendo con la celebración de la Inmaculada Concepción, pero hace más de cincuenta años que cambió de fecha.

«La Tierra Fragmentada» (N.K. Jemisin, Nova)
La trilogía de N.K. Jemisin formada por «La quinta estación«, «El portal de los obeliscos» y «El cielo de piedra» se llevó todos los premios literarios en liza de los últimos años, empezando por el Hugo. No puedo negar que la originalísima fantasía de la escritora norteamericana, sustentada en una magia de raíz geológica, se los merecía todos.

«Somos las nietas de las brujas que no pudisteis quemar» (Ame Soler, Bruguera)
una obra de lectura obligada y capaz de remover conciencias. El manifiesto feminista autobiográfico de Tres Voltes Rebel, una de las jóvenes promesas la ilustración en nuestro país, que nos empodera y recuerda que nada podrá con nosotras. «Nunca he encajado en los esquemas que la sociedad ha construido para ser una chica perfecta. Desde pequeña me despeinaba de manera asombrosamente fácil.

«La madre muerta» (Juanma Bajo Ulloa, 1993)
En noviembre de 1993 llegó a las salas de cine de nuestro país «La madre muerta», la segunda película del director vasco Juanma Bajo Ulloa que es un cuento siniestro, con su Caperucita Roja (Ana Álvarez) y su Lobo Feroz (Karra Elejalde), pero en forma de thriller para adultos.

 «La leyenda de Madre Sarah» (Katsuhiro Ōtomo y Takumi Nagayasu, 1990-1996)
Años después, a medida que otros viajeros desafiaban el árido paisaje y a sus depredadores, yendo de una colonia polvorienta a otra, se dejaban escuchar historias sobre una mujer de gran fuerza, sabiduria y clarividencia. Las historias se convirtieron en una leyenda…

«Madre» (Rodrigo Sorogoyen, 2019)
Parte Sorogoyen de su sobresaliente, asfixiante e intenso corto homónimo para volvernos a descolocar. La continuación de la historia, algún tiempo después, no es lo que uno se puede imaginar y, de hecho, la película cambia de registro, decelera, se sume en la angustia vital de la protagonista y se mece con sus idas y venidas teñido todo de una profunda atmósfera de tristeza y melancolía.

«Todo eso que no sé cómo explicarle a mi madre» (Sandra Bravo, Plan B)
Esta obra de Sandra Bravo es un ensayo que nos hace plantearnos desde su primera palabra hasta la última todo lo que el sistema de esta sociedad, patriarcado, nos ha introducirlo en nuestro día a día como algo natural. Donde toda la persona que no sea hombre, blanco y hetero sea considerado como inferior y no valorado.

«Siempre, siempre te querré» (Hoda Kotb y Suzie Mason, Beascoa)
Beascoa nos vuelve a sorprender con «Siempre, siempre te querré», un cuento que sale y va directo al corazón, y nos deleita con otro cuento infantil, donde ya empieza a ser una editorial especialista en esta franja de edad.

«La Mala Leche» (Henar Álvarez y Ana Müshell, Planeta)
Este libro, bueno novela gráfica, nos cuenta los dramas y no sólo dramas de una mujer que es madre primeriza, con un toque de humor nos habla de maternidad y de sentimientos internos al querer luchar por seguir siendo mujer, madre, trabajadora,… con un toque de feminismo.

«Las nuevas aventuras de Emilia y Mauricio» (Manel Fontdevila, DeBolsillo)
Emilia y Mauricio, la Parejita de «El Jueves», hace mucho que dejaron de ser novios, treintañeros solteros y sin compromiso, para convertirse en padre y madre del pequeño Óscar. Hoy ya son cuarentones, a su pesar. Y somos muchos los que hemos seguido el mismo camino vital que los personajes de Manel Fontdevila, el espejo de una generación en la que sus lectores nos hemos sentido reflejados. Una joya imperecedera, de la que nos declaramos devotos.

«Mamá, ¿me cuentas tu historia?» (Elma van Vliet, Plaza & Janés)
Un libro que te va escribiendo tu madre para tener un recuerdo precioso de ella y de su vida, gustos, ideas,… que te acerca a ella de una manera muy especial. Son cachitos de vida que te va regalando para que sigan vivos en la persona que lo recibe.